Madrid

null

Hemeroteca > 13/11/2003 > 

El paseo de Camoens se cortará al tráfico los fines de semana desde el día 21

La tasa por retirada de vehículos, ahora de 102 euros, subirá cuando se municipalice la empresa que lo gestiona. El «tope» barajado son los 130 euros que cuesta la grúa en Barcelona

Actualizado 13/11/2003 - 05:00:04
MADRID. Dos novedades relacionadas con el tráfico saltaron ayer a la luz desde la Casa de la Villa: el corte de tráfico en el paseo de Camoens, en marcha desde el próximo 21 de noviembre, y el estudio de subida de la tasa de la grúa, que tendría como «tope» los 130 euros que cuesta ahora este servicio en Barcelona.
Desde las 23 horas del viernes a las 6 del lunes, el paseo de Camoens y el de Ruperto Chapí permanecerán cerrados al tráfico, y lo mismo ocurrirá los días festivos. Eso, desde el próximo 21 de noviembre. La medida adoptada por el Ayuntamiento madrileño pretende preservar esta zona verde para el uso y disfrute de los madrileños.
Prostitución
Según explicó el concejal de Seguridad y Servicios Comunitarios, Pedro Calvo, la iniciativa afectará a 28.000 vehículos los sábados y a 22.000 los domingos, según cálculos municipales, y con toda seguridad tendrá también repercusión sobre quienes ejercen la prostitución en esta zona de la ciudad. Algo que no frena al Ayuntamiento: como explicó Calvo, «el ejercicio de la prostitución no es compatible ni con un parque ni con la vía pública».
Por el paseo de Ruperto Chapí sí que podrán circular los autobuses, y también estarán abiertas al tráfico las conexiones de Rosales-Marqués de Urquijo con la Cuesta de San Vicente, a través de la calle Francisco y Jacinto Alcántara, y los paseos de la Rosaleda y del Rey, sin limitaciones.
La medida ya fue anunciada dentro del paquete previsto para el tráfico en la capital cuando se amplió el horario de cortes en la Puerta del Sol. No obstante, Pedro Calvo quiso tranquilizar a los miles de automovilistas afectados: no está previsto que los cortes en Camoens se amplíen, «ni en superficie ni en horarios». Sí avanzó que en Navidad, «el mínimo del que partimos» es el dispositivo aplicado otros años para regular la circulación.
Para quienes utilizan este itinerario de forma habitual, el Ayuntamiento ha habilitado rutas alternativas, por la avenida de Séneca o la de Valladolid, para la entrada, y por Princesa-Arco de la Victoria-glorieta de Cardenal Cisneros-Juan de Herrera-avenida de Séneca, o Marqués de Urquijo-Francisco y Jacinto Alcántara-paseo del Rey-Cuesta de San Vicente-avenida de Valladolid.
Grúa y sanciones
Por otra parte, el concejal Calvo explicó a la oposición los presupuestos de su área para 2004, que ascienden a 807 millones de euros, un 27,4 por ciento más que en el presente ejercicio. En ellos, habló de un incremento en las multas cobradas y en las impuestas, «no con afán recaudatorio sino con afán disciplinario», explicó. El Gobierno local estudia además una subida de la tasa de la grúa, que aún no se ha fijado, pero en la que se marcan como «tope» los 130 euros que ahora cuesta este servicio en Barcelona.
La tasa será definitivamente fijada una vez que se convierta en cien por cien pública la empresa encargada de gestionar la grúa, lo que ocurrirá a comienzos del próximo año. Mientras, a los automovilistas la retirada del vehículo les costará como ahora: 102 euros.
Los ingresos por multas previstos alcanzarán los 50 millones de euros. Según la asociación Automovilistas Europeos Asociados (AEA), va a suponer que cada madrileño pague tres multas de media al año.
Calvo destacó los 296 millones de euros para seguridad -8,5 millones para dotar a los agentes de medios-, el aumento del 24 por ciento en Samur y que se pondrá servicio de seguridad en los centros para drogodependientes.
Óscar Iglesias (PSOE) criticó que se plantee gastar 10 millones de euros en seguridad privada en juntas de distrito y áreas.
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.