Madrid

null

Hemeroteca > 13/02/2001 > 

«Madrid necesita una Escuela de Magia»

Actualizado 14/02/2001 - 23:43:17
«Me di cuenta de que quería ser mago a los cuatro años, cuando fui al circo con mi abuela en Granada», comenta Magomígue. ABC
«Me di cuenta de que quería ser mago a los cuatro años, cuando fui al circo con mi abuela en Granada», comenta Magomígue. ABC
Oiga, la magia le atravesará el corazón, sus latidos serán tambores, podrá volar por la atmósfera de su realidad y aterrizar asombrado en el laberinto de los misterios. Pero el mago más mago que tenemos, Magomígue, Campeón del Mundo de magia de 2000 organizado por la Federación Internacional de Sociedades Mágicas, le hará despertar bruscamente entre sonrisas mientras sus pensamientos se vuelven mariposas.
-¡Enhorabuena Miguel Ángel Puga, Mígue para los amigos! Ser el mago más mago del mundo a los 32 años es todo un récord, sobre todo cuando se lo concedieron el día en que nació, el 8 de julio. ¿Cuándo se dio cuenta de que por sus venas corría sangre de mago?
-En Granada, cuando fui al circo con mi abuela con cuatro años y vi una actuación de magia. Desde entonces empecé a ser mago. Me fui formando y a los 16 años conocí a Juan Tamariz, que me amplía el concepto del arte del encantamiento. También aprendí con Arturo de Ascanio, gran creador de nuevas técnicas.
-Madrid, hervidero de hechizos, sortilegios y brujos transmutados en políticos. ¿Resultó determinante en su vida?
-Sí, porque a los 18 años ya me instalé aquí. A nivel mundial Madrid es la capital donde la magia se encuentra a un nivel más floreciente. En Nueva York y en otras capitales sólo hay un establecimiento de magia, aquí tenemos tres. La «Escuela mágica de Madrid» constituye una importante corriente ideológica donde el humor ocupa un lugar preferente. Hemos tenido cuatro Campeones del mundo de magia, Tamariz, Ascanio, Pepe Carroll y yo. Sólo falta una Escuela de Magia.
-¿Necesitarían nuestros políticos cursillos de encantamiento?
-Por supuesto, así aprenderían a desaparecer. Ahora sólo saben hacerse desaparecer entre ellos. La magia es tan lógica como las matemáticas. Se trata de llegar a lo ilógico a través de la lógica y que te emociones con el misterio.
-¿Un sueño mágico vibrante de emoción?
-El 20 de marzo actúo en Galileo Galilei con «Magomiscelánea» y luego voy a Los Ángeles y Las Vegas.En mayo actuaré en El Castillo Mágico, donde han trabajado los más grandes. Es el Teatro Real de la magia.
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.