Cultura

Cultura

Hemeroteca > 11/08/2003 > 

A la UNESCO no le gusta el edificio de Moneo para el Mercado Grande de Ávila

El informe señala claramente que el volumen de la edificación no es proporcional a la plaza y que además supera el de las construcciones anteriores

Actualizado 11/08/2003 - 23:55:17
Vista general de la Plaza de Santa Teresa, en la que se está construyendo el edificio del Mercado Grande proyectado por el prestigioso arquitecto Rafael Moneo. M. MARTÍN
Vista general de la Plaza de Santa Teresa, en la que se está construyendo el edificio del Mercado Grande proyectado por el prestigioso arquitecto Rafael Moneo. M. MARTÍN
ÁVILA. El organismo de la Unesco encargado de vigilar el patrimonio del mundo ha elaborado un informe en el que solicita al Ayuntamiento de Ávila que reconsidere los planes de construcción del edificio del Mercado Grande, que se prevé finalicen en los próximos meses, en relación con su adaptación al conjunto histórico.
Los dos edificios que se están construyendo en la plaza de Santa Teresa -el popular Mercado Grande- en Ávila, Ciudad Patrimonio de la Humanidad, y que fueron diseñados por el arquitecto navarro, preocupan a la Unesco ya que el volumen de la edificación no es proporcional a la plaza y además supera el de las construcciones anteriores.
La obra de Moneo se está edificando en el sur de la plaza, frente a los soportales construidos en el siglo XIX, entre la Muralla de Ávila, a los pies del Arco del Alcázar -uno de los principales accesos al adarve- y la iglesia románica de San Pedro, protegidas por la Unesco. Según ha informado la Asociación Ciudadanos por el Patrimonio de Ávila, el comité ha solicitado un nuevo informe al Consistorio abulense para principios de febrero de 2004.
Durante una reunión mantenida por el Comité del Patrimonio Mundial de la Unesco, se manifestó la preocupación por la construcción del polémico edificio y la remodelación del Mercado Grande. Ambos fueron incluidos como parte del área protegida de la «antigua ciudad de Ávila», en el dossier de propuesta de inscripción de Ávila en la lista de Patrimonio Mundial. La ciudad fue declarada Patrimonio de la Humanidad en el año 1985.
El Comité ha declarado a través del informe que «el volumen del nuevo edificio no es proporcional al conjunto de la plaza ya que es más grande que los dos edificios que fueron demolidos para reemplazar». Esta decisión fue tomada tras la vigésimo séptima reunión del comité, celebrada recientemente en París, en el que se trató el estado de conservación de los bienes inscritos en la lista de Patrimonio Mundial bajo amenaza o peligro, en el que además de Ávila se encuentran Salamanca y Santiago de Compostela. La remodelación integral de la plaza -la tercera en los últimos cuarenta años- incluía, además del cambio del pavimento o la supresión de una calle que transcurría junto a los antiguos edificios -cuyas entradas se encontraban a un nivel inferior de la plaza-, la construcción de un aparcamiento subterráneo.
A pesar de las reiteradas protestas de los grupos políticos de la oposición en el Ayuntamiento de Ávila, el PSOE e IU y de varias asociaciones abulenses, que pedían que no se levantaran nuevos edificios para poder contemplar el Valle Amblés desde el Mercado Grande, el Ayuntamiento de Ávila continuó con la construcción del proyecto de Moneo.
El 20 de septiembre de 1999, el Boletín Oficial del Estado publicó el concurso para la remodelación del Mercado Grande. En enero de 2000, tras la demolición de los antiguos edificios, comenzaron las obras, que dejaron al descubierto la vista del Valle Amblés. Un año y medio después, se inauguró la nueva plaza, pavimentada con piedra de Campaspero, que hubo que sustituir el invierno pasado debido a que más de un centenar de baldosas quedaron dañadas debido a las bajas temperaturas.
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.