Gente

Gente&Estilo

Hemeroteca > 06/03/2007 > 

Las coplas que matan a Falete

Falete sería capaz de coger una canción de Enrique y Ana, darle una vuelta y a la gallina Cocoguagua no la iba a conocer ni su madre. Rafael Ojeda Rojas, Falete, se sabe un ladrón de canciones, aunque

Actualizado 06/03/2007 - 09:00:59
Falete sería capaz de coger una canción de Enrique y Ana, darle una vuelta y a la gallina Cocoguagua no la iba a conocer ni su madre. Rafael Ojeda Rojas, Falete, se sabe un ladrón de canciones, aunque como Robin Hood para bien, para hacer suyos y de su público los grandes clásicos del repertorio español. Asegura que no ha creado nada nuevo: «Aportar sí, refrescar también. Captar un público más amplio también, crear no». Su sola persona son las tropas de refresco del género. No sabemos de cuál (canción española, copla, cante) porque Falete, rey y reina de la canción, es un género en sí mismo.
Es el turno de la copla, que no había tocado hasta ahora. Por eso es tiempo de hablar de Concha Piquer, porque ha grabado «Tatuaje» o «Cinco farolas». «Dentro de la sutileza de la Piquer está su desgarro. No tiene que ser un volcán. Me puede matar sin ni siquiera elevar la voz». Precisamente «Coplas que nos han matao» es el título del nuevo trabajo del sevillano, una cita de Manuel Machado («A todos nos han cantado, en una noche de juerga, coplas que nos han matado»). Entre esas coplas, «La Salvaora», con la que el cantante siempre había cerrado sus conciertos, y que está presente en su vida desde siempre. «Mi abuelo era muy amante de Manolo Caracol. Yo a los seis o siete años ya la cantaba». El disco, de hecho, parece un homenaje a Manolo Caracol. Además de las sevillanas «Duelo por Manolo Caracol», en el fandango «Gitanitos de la Cava» se oye la propia voz del cantaor. «Ha sido un sorpresón, yo no lo sabía. Una de las tardes que llegué al estudio me metí en la pecera, me puse los cascos, me callo y aparece Manolo Caracol. Un impacto increíble, increíble. Ha sido la primera vez que he llorado en un estudio de grabación».
El primer sencillo del cedé es «Paloma Brava», que causa la misma impresión que «Lo siento mi amor» en «Amar duele», su ruidoso debut. Una versión alucinógena de la canción de Rocío Jurado que ni siquiera se sabía antes de grabarla. «No he querido en ningún momento destrozar el tema. Yo no estoy en la onda de destrozarla, otros que hagan lo que les dé la gana. Yo canto como sé y cómo lo siento. Lo claro es que no podía cantarla como la cantaba la Jurado porque la Jurado es la Jurado y yo soy Falete». Casi todos sus ídolos (Caracol, Bambino, Fernanda, la Paquera, Jurado) están muertos y le cuesta trabajo elegir de entre los vivos. Tras resoplar dudando se pregunta quién queda. Después de una pausa reconoce que admira a Isabel Pantoja: «Es una gran estrella. Una número uno siendo ella y reuniendo cualidades de todas. Si la analizas, cuando baila tiene cosas de Lola, cuando anda, cosas de Juana Reina». De los grandes, de quien más cerca ha estado ha sido de la Paquera de Jerez, con quien compartió ese histórico y desternillante viaje en el que se rodó la película «Por oriente sale el sol».
Tupperwares de pescaíto
«Se presentó en el aeropuerto con dos o tres tupperwares llenos de pescaíto frito, de chacina ibérica y con una nevera de playa donde llevaba latas de cerveza. Para irse a Japón». Aparte de las risas, también fueron momentos de aprender y de recibir ánimos. «Tú vas a llegar muy lejos», le decía la Paquera a Falete. Esa Paquera que se multiplicaba por diez. «Anciana y cansada, se transformaba. Cuando llegaba la hora del toque para salir a escena era increíble». También Falete se crece en el escenario. «Es que donde el artista tiene que dar la talla es ahí. El disco, por muy bien que esté, es frío y nunca se llega a conseguir ese clima que da el escenario y el público». Hay que verlo y oírlo en directo. Si María Dolores Pradera es quien mejor lleva el mantón (y el chal y el poncho), Falete es quien mejor lo mueve. En el poco frío disco canta «Paloma brava» (entre ranchera y rumba), «Cinco farolas» (por rumbas), «Romance de la reina Mercedes» (por bulerías), «La media vuelta» (por rumbas con un punto latino) o «Tengo miedo» (por bulerías con tientos). Incunables que Falete ha mecido a su manera. Pero con los que no hay quien se duerma.
Falete recrea en su nuevo disco coplas como «Las cinco farolas», «Tatuaje» o «La Salvaora»
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.