Valencia

null

Hemeroteca > 06/01/2010 > 

Jorge Luengo «Magia es hacer disfrutar, volver a ser niños otra vez»

Ingeniero, profesor y campeón del mundo de MagiaBlanca TorquemadaAntonio AstorgaVirginia Ródenas-¿Qué es magia?-Hacer de lo imposible lo posible, conseguir que las cosas que no se pueden hacer, se

Actualizado 06/01/2010 - 03:06:27
Ingeniero, profesor y campeón del mundo de Magia
Blanca Torquemada
Antonio Astorga
Virginia Ródenas
-¿Qué es magia?
-Hacer de lo imposible lo posible, conseguir que las cosas que no se pueden hacer, se logren. Y también hacer magia es para mí que la gente durante unos minutos se olvide por completo de la hipoteca, de las letras del coche, de los problemas. Porque magia es que las personas disfruten y que vuelvan a ser niños otra vez. Magia es hacer feliz a la gente.
-Además con «poca» cosa. ¿Es verdad que la magia cuanto más sencilla, más sorprendente?
-Yo lo veo así. Cuanto menos intervenga el mago, más mágico. El poder de la ilusión aumenta cuando el mago no manipula, sino que simplemente deja que surja la magia.
-Dice el gran Tamariz que hay dos clases de magos: los buenos y los guapos, y que él no es bueno. ¿Usted de qué tipo es?
-Yo no soy guapo tampoco.
-De lo que no hay duda es de que fue precoz. Con 4 años ya practicaba la magia. ¿Un niño prodigio o un prodigio de niño?
-Ninguno de los dos: un niño con suerte. A mi padre le encantaba la magia y tengo un primo mayor al que también le gusta mucho y me enseñó lo que sabía como aficionado. Pero más que tener al lado a gente de la que aprender, lo importante fue tener personas con tanta ilusión. Me hicieron ver la magia de un modo diferente, especial.
-¿Es partidario del clásico abracadabra o se inclina hacia el aparecium del harrypotterismo?
-Ninguna. No tengo palabra mágica, porque la ilusión surge y ya está. Es lo bonito de la magia, que sólo con pensarla, sentirla y desearla ocurre.
-Ganó el premio a la invención del Campeonato Mundial de Magia Pekín 2009. ¿Qué hizo?
-Simplemente una forma de hacer magia nunca vista. El mago era un mero espectador, que miraba y admiraba cómo surgía la magia sin llevar la voz cantante, sólo procurando que los espectadores se hicieran magia unos a otros, sin intervenir ni manipular nada. Era magia de verdad. Sus caras sorprendidas fue lo mejor del número.
-¿Y cómo se le ocurrió?
-Hace más de tres años un espectador me dijo tras un número «está bien, pero si en vez de hacerlo tú lo hiciera yo, sí que sería bueno de verdad». Y me dije «a lo mejor tiene razón, vamos a pensarlo un poco y a ver si hago posible que un espectador al azar pueda averiguar lo que piensa otra persona del público a la que no ha visto jamás. Eso sería absolutamente mágico».
-Para Disney, si se podía soñar, se podía lograr. ¿Con qué sueña un mago?
-Con hacer mejor magia cada día y con que la gente disfrute con ella cada vez más. Me ha encantado siempre hacerla feliz. Mire, uno no se mete a mago por hacerse famoso, rico o cosas así: te haces mago porque disfrutas haciendo algo que hace gozar a los demás.
-Tiene tres ingenierías. ¿Algún truco para aprobar exámenes?
-Lo cierto es que las carreras que yo estudié no me permitían, como hubiera sido Derecho u otra similar, practicar la famosa técnica del cambiazo ya que en los exámenes había que resolver problemas.
-Pues seguro que usa algún hechizo frente a sus alumnos de Matemáticas en el instituto.
-Sencillamente aplicar la técnica básica de cualquier negociación, que es tener algo que ofrecer al otro. Los alumnos de hoy están desmotivados y si puedes enseñarles a hacer magia o disfrutar de ella a cambio de su esfuerzo e interés logras alumnos ilusionados.
-Y por si fuera poco, se bate en torneos de debate. ¿El argumento infalible ante el incrédulo?
-Sacarle el primero en el espectáculo. Cuando él cree y disfruta hace que el resto vibre todavía más.
-A ver, muestre sus poderes.
-(Y lo hizo. Sin palabras. Créanle y sigan a este tipo).
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.