Espectáculos

null

Hemeroteca > 04/12/2007 > 

Nuevos contextos

CLÁSICAEn torno a ScarlattiObras de D. Scarlatti, E. Halffter, J. L. Turina, Á. Oliver, J. FernándezGuerra (estreno) y M. Bustamante (estreno). Intérpretes: T. Gómez, M. Granados, T. Millán, M. A

Actualizado 04/12/2007 - 02:44:58
CLÁSICA
En torno a Scarlatti
Obras de D. Scarlatti, E. Halffter, J. L. Turina, Á. Oliver, J. Fernández
Guerra (estreno) y M. Bustamante (estreno). Intérpretes: T. Gómez, M. Granados, T. Millán, M. A. Rodríguez, S. Stefanovic y M. Todorova. Lugar: Residencia de
Estudiantes, Madrid
ALBERTO GONZÁLEZ LAPUENTE
La actual Residencia de Estudiantes ofrece un aspecto funcional. La rehabilitación de hace pocos años transformó el edificio en algo práctico, un espacio nuevo. Se comprueba al visitar su salón de actos. Ha ganado en utilidad y amplitud pero ha perdido ambiente. Algo hay de contradictorio en este lugar que se relaciona con el pasado pero que apenas lo recuerda si no fuera porque los visitantes tienen presente que allí se protege la memoria artística y cultural de la Edad de Plata. Entretiene pensar que entre sus paredes sonaron músicas fundamentales como las de Scarlatti, inspirador del neoclasicismo que alegró la creación española en los alrededores de 1930.
Hoy, el compositor ha vuelto a la Residencia a los 250 años de su muerte para demostrar que sigue teniendo a su favor el don de la reencarnación. Sus sonatas para teclado son capaces de generar estilos y promover nuevas obras. Lo hicieron en 1985, a los 200 años, cuando Ernesto Halffter, Ángel Oliver y otros compositores las tomaron como fuente de inspiración. Le sirvieron luego a José Luis Turina y las han usado ahora Jorge Fernández Guerra y Miguel Bustamante. En un caso, apostando por el riesgo intelectual, en el otro afirmándose en la intuición de una buena escuela. «Beyond Scarlatti» de Fernández Guerra piensa en un Scarlatti actual, capaz de manejarse ante un trío de cuerda. Funciona la ilusión de lo intacto pues, básicamente, a las voces originales se añade una tercera, de manera que todo se mueve en el juego de lo posible y en la impresión de lo aparente. Lo mejor es que trascendiendo cualquier punto de intervención se logra algo nuevo. En realidad, algo personal, como lo pueda ser el «Scarlattiano» de Bustamante, para flauta y trío de cuerda, donde el motivo de inspiración se susbsume al propio lenguaje y a una obra que fluye con ágil retórica. Las dos se han estrenado en la Residencia junto a otras obras de aquellos autores. Gran homenaje afín al siempre inteligente y scarlattiano «juego artificioso del arte».
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.