Sociedad

null

Hemeroteca > 02/07/2003 > 

Los alumnos españoles mantienen un mediocre rendimiento en Lectura, Matemáticas y Ciencias

Los alumnos con niveles deexcelencia en los países de la OCDE alcanzan el nueve por ciento, mientras que en España apenas llegan al cuatro.

Actualizado 02/07/2003 - 00:21:49
MADRID. ¿Están los jóvenes de 15 años preparados para afrontar los retos de la sociedad del conocimiento? El informe Pisa intenta encontrar la respuesta a esta pregunta, a través del análisis de los resultados obtenidos por los alumnos y teniendo en consideración diversos factores que contribuyen a explicar las diferencias en el aprovechamiento escolar. El objetivo: proveer a los políticos de «una lente a través de la cual se reconozcan las fuerzas y debilidades de sus sistemas educacionales». El nuevo informe, presentado ayer, compara los datos recogidos en 2002 de 15 países de ingresos medios -Albania, Argentina, Brasil, Bulgaria, Chile, Hong Kong, Indonesia, Israel, Letonia, Liechtenstein, Macedonia, Perú, Rumanía, Rusia y Tailandia- con los recopilados en 2000 de los países miembros de la OCDE.
Los resultados, aunque varían de forma sustancial entre los diferentes Estados, revelan que entre los países no pertenecientes a la OCDE, los alumnos de Hong Kong destacan como las nuevas estrellas educativas y ganan por goleada, llegando a lograr puntuaciones en lectura iguales a las de los mejores países de la OCDE y consiguien rendimientos más altos en Matemáticas y Ciencias, junto con los estudiantes de Japón y República Checa.
Escasos reajustes
A pesar del sustancial engrose de las listas, para algunos países la situación apenas cambia: España, Alemania, Italia, Grecia, Portugal y Luxemburgo continúan por debajo de la media en las tres categorías evaluadas (Matemáticas, comprensión escrita y Ciencias). La OCDE ha establecido cinco niveles de rendimiento y nuestro país se sitúa entre el 2 y el 3. Además, mientras que la media de alumnos en niveles de excelencia alcanza en los países de nuestro entorno el 9 por ciento, los escolares españoles logran con esfuerzo el 4 por ciento.
El informe también llama la atención sobre el alto índice de repetición de curso que se da en América Latina. En Brasil, un 25 por ciento de los escolares de Primaria y un 15 de los de Secundaria repiten curso. En Perú y Argentina, el porcentaje de repetidores en la Enseñanza Secundaria era de alrededor del 7 por ciento. En términos generales, los alumnos de varios países latinoamericanos están «muy rezagados» en materia de lectura, Matemáticas y Ciencias.
Lectura. Los resultados muestran amplias diferencias entre los países en los conocimientos y destrezas de los jóvenes de 15 años en la aptitud para la lectura. España ocupa la posición 19 con el 58 por ciento de escolares en los niveles medios y alto de lectura: 4 por ciento en el nivel de excelencia, 21 en nivel muy bueno y 33 en el bueno. Por debajo de la media se sitúan cuatro de cada diez estudiantes. Detrás quedan Italia en el puesto 21, Alemania en el 22 y otros países europeos como Grecia o Portugal, mientras que Estados Unidos ocupa el puesto 16, Francia el 15, Reino Unido el 9, Japón el 5, China el 3, Corea del Sur el 2 y Finlandia culmina el palmarés con el número uno.
En materia de lectura, los alumnos latinoamericanos son los más rezagados. Perú cierra la lista, con un 80 por ciento de alumnos clasificados en los peores niveles de puntuación, lo que indica que los estudiantes tienen serias dificultades en emplear la lectura como una herramienta para avanzar y extender sus conocimientos en otras áreas.
Por otra parte, los escasos resultados de los chicos frente a las chicas en esta materia cabe atribuirlos en gran medida a la falta de empeño e interés. No en vano, el 58 por ciento declara que lee exclusivamente para obtener la información que necesita, frente a un 33 por ciento de las chicas. Asimismo, el 45 por ciento de las mujeres asegura que dedica, como mínimo, media hora al día a leer por puro placer, mientras que el porcentaje de varones en ese mismo caso sólo alcanza el 30 por ciento. El informe revela, igualmente, que la mayor disparidad en aptitud para la lectura entre alumnos de familias ricas y pobres de un mismo país se dieron en Argentina, Brasil, Estados Unidos, Chile, Israel, México, Perú y Portugal.
Matemáticas y Ciencia. Los estudiantes de Hong Kong-China, Japón y Corea son los que obtienen las más altas puntuaciones en formación matemática. Así, mientras España ocupaba la posición 23 de los 32 países participantes en el estudio anterior. Ahora, queda relegada tres puestos al ser superada por Hong-Kong, Liechtenstein y Rusia.
Al igual que ocurre con los rendimientos en Ciencias,Hong Kong, Japón y Corea registran los mejores rendimientos y nuestro país baja un sólo puesto y sigue por debajo de la media.
Diferencia por sexos. Al analizar las diferencias entre sexos, el estudio PISA llega a la conclusión de que, en todos los países, las jóvenes obtienen, por regla general, mejores resultados en lectura que los varones. No obstante, éstos consiguen mejores resultados que ellas en Matemáticas (excepto en Albania), aunque en materia de conocimientos básicos las diferencias resultan menos acusadas. Por otra parte, en la mayoría de países (40 de los 42), las chicas tienen más esperanzas en su futuro profesional que los varones y muestran una mayor inclinación hacia profesiones relacionadas con las ciencias de la vida y la salud, así como la enseñanza. Los hombres presentan un mayor interés hacia carreras relacionadas con la Física, las Matemáticas, la Ingeniería u ocupaciones relacionadas con maquinaria.
El entorno familiar. A pesar de que el informe muestra que un mal rendimiento en la escuela no se debe automáticamente a un entorno socioeconómico desfavorable, no obstante éste parece ser un factor influyente en los rendimientos alcanzados en las tres áreas evaluadas por el informe PISA. El documento confirma, igualmente, la importancia del nivel de estudios de los padres, en especial de las madres, pues cuanto más altos son, mejores puntuaciones alcanzan sus hijos, como ilustra la situación en Argentina, Albania, Bulgaria y Macedonia, aunque esta diferencia es «mucho menos notoria» en los países asiáticos no pertenecientes a la OCDE.
El impacto de la escuela. En el rendimiento escolar influyen los recursos y las políticas de admisión de las escuelas. El informe revela que en una tercera parte de los países participantes el impacto de los efectos a nivel de escuela es mayor que el impacto de las características familiares de los estudiantes. Además, las escuelas con más recursos, políticas y prácticas relacionadas con un mejor desarrollo del alumnado tienden a tener escolares más aventajados. El resultado: los países en los que hay un alto grado de segregación socioeconómica, los alumnos desfavorecidos rinden menos.
Por otra parte, el porcentaje de alumnas escolarizadas es similar o algo superior al de los varones en la mayoría de los países no pertenecientes a la OCDE. Una cifra alentadora si se tiene en cuenta que las dos terceras partes de los menores sin escolarizar en el mundo son niñas.
Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
PUBLICIDAD
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.