Las frutas y las hortalizas hacen que no resulte tan agradable el sabor del tabaco
Las frutas y las hortalizas hacen que no resulte tan agradable el sabor del tabaco

Día Mundial sin TabacoLos alimentos que empeoran el sabor del tabaco

Las frutas, las hortalizas y los productos lácteos hacen que resulte menos agradable el sabor del tabaco, según un estudio

Actualizado:

Aunque es cierto que, a la hora de dejar de fumar, lo más importante, además del tratamiento que recomiende un profesional, es la fuerza de voluntad, toda información que contribuya a alejarse de este hábito nocivo para la salud siempre es útil, sobre todo en el Día Mundial Sin Tabaco. Sabemos que la práctica habitual de ejercicio supone uno de los grandes revulsivos para dejar de fumar. Pero, ¿qué pasa con la alimentación? ¿Pueden algunos alimentos ayudarnos frente al tabaco? Contestar a estas preguntas con afirmaciones rotundas a requiere la existencia de estudios científicos específicos, que aún no son concluyentes. Pero lo que sí se ha investigado, según revela un estudio publicado en «Journal Nicotine & Tobacco Research», es la existencia de alimentos que hacen que los cigarros resulten menos apetecibles al paladar. El estudio, que firman investigadores de la Universidad Duke de Carolina del Norte (EEUU), revela que las frutas, las verduras, las hortalizas y los productos lácteos son algunos de los alimentos que empeoran el sabor del tabaco.

En el otro lado de la balanza y, según este mismo estudio, se cita en el estudio que el consumo abundante de carne, alcohol y café produce exactamente el efecto contrario, pues realzan el sabor del tabaco, contribuyendo así a que resulte más atractivo para el fumador el sabor del cigarrillo si consume habitualmente estos alimentos.

Los expertos coinciden en que, en muchas ocasiones, los fumadores confunden el hambre o el cansancio con las ganas de fumar. De hecho, esto es lo que llevó a otro de los equipos que ha investigado la relación entre la alimentación y el tabaquismo, en concreto al Departamento de Hábitos Saludables de la Universidad de Búfalo (Estados Unidos) a estudiar los efectos del consumo de alimentos con un mayor poder saciante y que además aporten energía en los fumadores. Así, la conclusión de este estudio fue que aquellos que tenían el hábito de fumar pero consumían más frutas, verduras y frutos secos no solo fumaban menos cigarros al día, sino que además mostraron durante la investigación una menor dependencia a la nicotina.

El triptófano, aliado para dejar de fumar

Además de primar el consumo de frutas y verduras, los expertos aconsejan consumir alimentos que contengan triptófano. Así, tal como explica la psicóloga especializada Ana Saro, el triptófano actúa en el nivel de serotonina del cerebro, que a su vez se relaciona con estados de ánimo equilibrados y con la ausencia o minimización de estados depresivos en las personas. El triptófano se encuentra en alimentos de consumo habitual como el pavo, los huevos o la leche.

Tal como explica la experta, el triptófano es un aminoácido, un nutriente esencial que el organismo no puede fabricar por sí mismo (le llega a través de los alimentos), pero que necesita para la producción de la serotonina, conocida como la hormona de la felicidad. Mantener un buen aporte de este aminoácido esencial puede ayudar a las personas que se encuentren temporalmente decaídas a sentirse más animadas.

Apúntate a la newsletter de Familia y recibe gratis cada semana en tu correo nuestras mejores noticias

O súmate a nuestro whatsapp, y recibe cada día en tu móvil lo más interesante de ABC Familia