¿Conoces los falsos mitos más comunes en alergias alimentarias?

Estas son las cinco creencias más extendidas

Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Polvo, abejas, gatos, polen, alimentos, la lista es extensa, aunque la amenaza es común: las alergias. En el mundo son muchas las personas que las desarrollan en algún momento de sus vidas, y se estima que aproximadamente un 20% de la población presenta una reacción alimentaria adversa.

En nuestro país, debido a la gran aceptación de la dieta mediterránea, se diagnostican casos muy variados de alergias relacionadas con los alimentos. En el caso de los niños, se demuestra que un 25% de los episodios de anafilaxia ocurren por primera vez en la escuela.

En la mayoría de casos, la alergia alimentaria en la infancia es un fenómeno transitorio. Los niños suelen perder la sensibilidad a los alimentos con mayor potencial alergénico, como son: el huevo, la leche, el trigo y la soja. Aunque hay otro tipo de alimentos como son los frutos secos, los pescados o los mariscos que suelen perdurar con más éxito como agente alérgeno. Obviamente, no se debe generalizar ya que no existen dos organismos idénticos. Es por ello que resultará clave llevar un control exhaustivo de la alimentación en los más pequeños de la casa.

En la actualidad, se siguen dando casos de familias –tanto de padres primerizos, como experimentados– en las que no existe ningún tipo de formación didáctica sobre la «doctrina alergista». Quizás por ello exista algo más de despreocupación ante las enfermedades alérgicas, que frente a otro tipo de afecciones en sus hijos. Desde Nutribén buscan ayudar a la comprensión de algunos aspectos sobre alergias alimentarias mediante la exposición de los cinco mitos más extendidos que rodean este asunto.

Los mitos más comunes entre los padres

1. «Las intolerancias alimentarias no son algo grave; lo verdaderamente importantes son las alergias alimentarias».

2. «Solo un poquito no te hará daño...».

3. «La enfermedad celiaca es consecuencia de una alergia alimentaria al gluten».

4. «La leche sin lactosa es mejor que el resto».

5. «Mediante la cocción se pueden eliminar los alérgenos de los alimentos».

Apúntate a la newsletter de Familia y recibe gratis cada semana en tu correo nuestras mejores noticias

O súmate a nuestro whatsapp, y recibe cada día en tu móvil lo más interesante de ABC Familia