Familia

«No creo que haya un acto más transversal y menos partidista que el de apostar por la mujer y la vida»

Antonio Torres, Presidente de Fundación RedMadre explica las razones por las que apostar por la vida

Actualizado:

La vida lo contiene todo. Contiene la izquierda y la derecha. Contiene lo progresista y lo conservador. Contiene lo que nos gusta y lo que no nos gusta. Contiene a los que piensan como yo y a los que piensan de manera distinta. Defender la vida es un acto de generosidad y de apertura a los demás sin condición alguna.

Defender la vida es defender la igualdad. Igualdad de la mujer, en primer lugar, que por serlo afronta una situación privativa e intransferible; y que por eso necesita una atención igualmente específica. E igualdad también en un sentido más comprometido social y políticamente, porque no todas las mujeres tienen las mismas posibilidades, ni los mismos recursos, ni las mismas redes de seguridad para hacer frente a su situación del mismo modo.

No creo que haya un acto más transversal y menos partidista que este de apostar por la mujer y la vida. Más comprometido con la igualdad real. Más justo. Y por eso creo que es necesario actuar con decisión ante la opinión pública para limpiar de connotaciones absurdas la tarea de defender la vida.

Nuestra tarea es muy simple: promovemos la libertad. Ayudamos a que la libertad no quede clausurada ni sometida, ni desatendida nunca, tampoco en el momento en que una mujer sabe que va a ser madre. El mandato constitucional de remover los obstáculos a la libertad, es especialmente importante cuando más difícil resulta ejercerla, cuando más se estrechan nuestras posibilidades.

REDMADRE no coacciona, ni presiona, ni empuja a nadie a nada. REDMADRE es una casa de libertad. Promueve, ampara, ensancha y asegura la libertad cuando más necesario es hacerlo. Esas son las palabras que nos definen: Vida, mujer, libertad, igualdad.

REDMADRE no milita en ningún partido y quiere militar en todos. REDMADRE pone a disposición de todo el que quiera acercarse a nosotros una experiencia muy larga y muy fructífera sobre la que obtener enseñanzas y trazar caminos. Son muchos años, son miles de mujeres, de familias, y son muchos miles de vidas. Y es un gran esfuerzo económico privado, que podría mejorar su resultado exponencialmente si lo acompañara un pequeño esfuerzo público, pequeñísimo en realidad por comparación con casi cualquier otra partida de gasto. Esto no significa nada para un presupuesto público. Y, sin embargo, no hay inversión con mayor retorno para una sociedad, especialmente para una sociedad como la española. Inversión en libertad, en igualdad y en vida. No sé quién puede oponerse a esto razonadamente cuando se formula como se debe y con la mirada limpia. Cuando se evitan la manipulación y los tópicos absurdos. Cuando se contemplan las cosas tal y como realmente son. Cuando se escucha sin prejuicios la voz de las madres.

Apúntate a la newsletter de Familia y recibe gratis cada semana en tu correo nuestras mejores noticias

O súmate a nuestro whatsapp, y recibe cada día en tu móvil lo más interesante de ABC Familia