Unos 130.000 escolares necesitan una atención educativa especial

La deficiencia psíquica es el diagnóstico de la mayoría de los alumnos, seguida de la plurideficiencia, el autismo y los problemas graves de personalidad

M. ASENJO
Actualizado:

MADRID. La Comisión Europea, en colaboración con el Foro Europeo de la Discapacidad, ha decretado que 2003 sea el Año Europeo de las Personas con Discapacidad, cuyo objetivo fundamental es mejorar las vidas de quienes sufren alguna discapacidad. En este marco, la escuela juega un papel decisivo en la compensación de las desigualdades y en la integración de estas personas.

El Instituto Nacional de Calidad y Evaluación (INCE) destaca en su último informe sobre atención la diversidad y la atención al alumnado con necesidades educativas especiales (correspondiente al curso 2000-2001) que dentro de las enseñanzas de régimen general no universitarias, 130.000 alumnos estuvieron diagnosticados como alumnos con necesidades educativas especiales.

La escolarización de estos alumnos tiene dos modalidades: en centros ordinarios integrados con el resto del alumnado y en centros o aulas específicos de educación especial. Por término medio, 23 escolares de cada 1000 son alumnos con necesidades educativas especiales permanentes. De ellos, el 18 por 1000 están integrados con el resto de los alumnos en centros ordinarios y el 5 por 1000 están escolarizados en centros o en aulas específicas de educación especial.

La Educación Primaria es la etapa educativa con una relación mayor de este alumnado integrado en centros ordinarios, un 23 por 1000, seguida de la Educación Secundaria Obligatoria, un 15 por 1000, y, por último, la Educación Infantil, con un 8 por 1000.

En la enseñanza pública hay más alumnos con necesidades educativas especiales, tanto en términos absolutos como relativos, que en la enseñanza privada, circunstancia explicable en gran parte en la mayor dimensión de la red pública. Los centros públicos acogen a un 79 por ciento de estos alumnos frente al 21 por ciento de los centros privados. Esto supone que por cada 1000 alumnos escolarizados en la red pública hay 27 con necesidades educativas especiales, en tanto que en la privada hay 15.

Las Comunidades con menor proporción de alumnos con necesidades educativas especiales son, por este orden, Cataluña (14 por 1000), País Vasco (16 por 1000) y Galicia (19 por 1000). Por lo que respecta a la escolarización, el mayor porcentaje de alumnos integrados en centros ordinarios la obtienen Melilla, Castilla-La Mancha, Cantabria, Extremadura, Andalucía y Murcia, con 9 de cada 10 alumnos integrados.

La deficiencia psíquica es el diagnóstico del mayor porcentaje de estos alumnos, un 68 por ciento seguido de alumnos diagnosticados por plurideficiencia, un 9 por ciento. La deficiencia motórica, el autismo y los problemas graves de personalidad, así como las deficiencias sensoriales, tanto la auditiva como la visual, afectan cada una a porcentajes comprendidos ente el 3 y el 7 por ciento de estos alumnos.

Los alumnos con deficiencia visual, auditiva, motórica o con deficiencia psíquica son los que en mayor porcentaje se encuentran integrados en centros ordinarios, entre 8 y 9 alumnos de cada 10. Los autistas o con trastornos graves de personalidad y los alumnos plurideficientes son los que en menor proporción están integrados en centros ordinarios, entre 4 y 5 alumnos de cada 10 escolarizados.

Apúntate a la newsletter de Familia y recibe gratis cada semana en tu correo nuestras mejores noticias

O súmate a nuestro whatsapp, y recibe cada día en tu móvil lo más interesante de ABC Familia