El cambio del calendario lectivo suscita el debate en la Universidad

MILAGROS ASENJOMADRID. Las universidades españolas han comenzado a cuestionarse la eficacia y adecuación del actual calendario lectivo a los nuevos vientos que traerá el Espacio Europeo de Educación

MILAGROS ASENJO. MADRID.
Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Las universidades españolas han comenzado a cuestionarse la eficacia y adecuación del actual calendario lectivo a los nuevos vientos que traerá el Espacio Europeo de Educación Superior (EEES). De hecho, algunas -fundamentalmente privadas- han introducido ya novedades en lo que se refiere al comienzo y el final del curso y a los exámenes de septiembre. Unas extienden sus cambios a todo el calendario, otras se limitan a modificar las fechas de los exámenes, tanto extraordinarios como de finales de cuatrimestres. Las más avanzadas son la San Pablo CEU y la Antonio de Nebrija, ambas de Madrid.

En realidad, el debate se ha reavivado en los últimos días, ya que algunas universidades fundamentalmente la Autónoma de Madrid y la de Vigo plantearon a sus órganos de gobierno esta posibilidad. Hoy, además de las mencionadas, Vigo ha implantado parcialmente un calendario distinto al común de todos los campus.

La CRUE, en primera fila

Y ha sido el propio presidente de la Conferencia de Rectores (CRUE), y máxima autoridad académica de la Universidad Autónoma de Madrid, Ángel Gabilondo, quien ha reabierto el debate sobre un todavía controvertido asunto. En la actualidad, el curso académico comienza a primeros de octubre o, en el mejor de los casos, en la última semana de septiembre, y termina a finales de junio. Los exámenes extraordinarios se celebran a primeros de septiembre y los primeros cuatrimestrales, después de las vacaciones de Navidad.

Gabilondo defiende el cambio de calendario para adaptarse al Espacio Europeo de Educación Superior (EEES), que entrará en vigor en 2010, y a su filosofía de evaluación continuada. Asegura que responde a la «necesidad de homogeneizar el calendario universitario español con el resto de los calendarios europeos». Gabilondo pidió ayer, a través de un comunicado de la CRUE, que sobre esta cuestión del calendario escolar se debata tanto en el seno de la Conferencia de Rectores como de manera «pública». Su propuesta consiste en adelantar el comienzo de curso a primeros de septiembre y su finalización a mayo. Esto supondría que los exámenes extraordinarios se anticiparían a finales de junio o comienzos de julio.

El comunicado de la CRUE indica que las declaraciones de su presidente se enmarcan en la intención de este organismo por adaptar la universidad al Espacio Europeo de Educación Superior (EEES). «La necesaria puesta en común entre los centros españoles desembocará en un debate público sobre este tema que culminará en un consenso general, ya que el asunto afecta no sólo a la educación superior universitaria».

La idea de Gabilondo ya ha sido secundada por los rectores de la Autónoma de Barcelona, Carlos III y Pompeu Fabra, que recientemente suscribieron un convenio de colaboración con la Autónoma de Madrid para ofrecer programas conjuntos. En el debate, será parte interesada y destacada los alumnos, a los que afecta en mayor medida el cambio. Entre las dificultades para su aplicación se plantea la necesidad de modificar las fechas de la selectividad y la complejidad organizativa que traerá consigo el nuevo modelo.

Apúntate a la newsletter de Familia y recibe gratis cada semana en tu correo nuestras mejores noticias

O súmate a nuestro whatsapp, y recibe cada día en tu móvil lo más interesante de ABC Familia