Dos niños, en un coche eléctrico.
Dos niños, en un coche eléctrico.

Niños al volante: lo más importante a la hora de elegir un coche eléctrico

Los padres deben tener unos parámetros básicos a tener en cuenta para que el pequeño esté seguro

Actualizado:

Son los Reyes de las Navidades. Los vemos por las calles, los centros comerciales y los paseos de los parques. Coches eléctricos en miniatura que transportan niños de tres a seis años que pueden conducirlos de forma autónoma, convirtiéndose en pequeños pilotos que ruedan a varios metros de distancia de sus padres. En forma Audis, Mercedes, Rangers o Jaguars, al antojo de los mayores, los niños se entretienen sobre estas mini máquinas con baterías de 6 a 24 voltios y motores que pueden superar los 30w y más de 9000 rpm, capaces de mover hasta 60kg y alcanzar hasta 8 km/h.

Y es que, regalar un coche de verdad está solo al alcance de unos pocos afortunados. Por lo que este tipo de coches infantiles, que oscilan entre 200 y 400 euros, además de ser un regalo que suele maravillar a los más pequeños, es también el consuelo de muchos papás que acaban convirtiéndolos en un juguete para ellos mismos, ya que pueden activar el control parental y guiar el trayecto de los niños de forma teledirigida.

La homologación, vital

El problema llega con los despistes por parte de los padres y, por supuesto, a las acciones de posible riesgo e inesperadas de los pequeños que van subidos. Por ello, Trive ha recopilado una guía de buenas prácticas y seguridad a tener en cuenta si Papá Noel o sus Majestades los Reyes de Oriente traen un coche eléctrico a los pequeños de la casa.

Aparca el móvil. ¿Suena obvio? Pues no lo es. El móvil es causa de muchos de los accidentes de nuestro día a día. Y es que, en el mismo minuto que atendemos un mensaje que pueda habernos llegado, nuestro hijo podría decidir que es momento de bajarse del coche en marcha por alguna distracción en el camino.

¿Tiene ruedas? Pues necesita casco y cinturón. Puede parecer que este tipo de coches, por su velocidad «limitada» o su «control parental» a través del mando, no requieran vestir al niño con casco. Pero cualquier golpe o bache que ocurra mientras el niño esté de pie, por ejemplo, puede hacerle caer. La mayoría de ellos tiene cinturón de seguridad, por lo que no hay que fiarse y permitir que se desabrochen.

¿Cómo saber si es el coche adecuado? Los Reyes Magos deben elegir bien el choche que tienen que regalar. Los parámetros que deben tener en cuenta son: la edad del niño para elegir la potencia del coche, la homologación del juguete como apto para uso infantil y el cumplimiento de la normativa de seguridad, así como los materiales de fabricación, para una mayor confianza.

¿Qué marcas tienen coches eléctricos autorizados para niños? Una buena idea para ir sobre seguros es saber qué casas de coches cuentan con coches eléctricos para niños autorizados, como es el caso de Audi, BMW, Mercedes, Volkswagen, Mini, Jaguar, Lamborghini, Ferrari, Ford, Nissan o Volvo, entre otros.

Apúntate a la newsletter de Familia y recibe gratis cada semana en tu correo nuestras mejores noticias

O súmate a nuestro whatsapp, y recibe cada día en tu móvil lo más interesante de ABC Familia