Diez consejos para que el dolor de espalda no arruine tu vida sexual
familia

Diez consejos para que el dolor de espalda no arruine tu vida sexual

El 80% de la población sufre dolor de espalda alguna vez en su vida

Actualizado:

«Periódicamente se hacen públicos listados con los problemas que preocupan más a los españoles: la corrupción, el desempleo… Pero con toda seguridad, si preguntásemos en una encuesta por las cosas más importantes que habitan nuestra vida, el sexo estaría entre ellas. Alguien dijo que lo bueno de tener dinero es que no tenías que preocuparte por él, así que si tenemos una vida sexual saludable, tendremos también una preocupación menos», apunta Ata Pouramini, orientador en salud, y uno de los quiroprácticos más reconocidos de España. En este sentido debemos saber, según este doctor, miembro de la Asociación Española de Quiropráctica, que el «sexo empieza en la cabeza, pero continua por la espalda».

En su opinión, «el 80% de la población padece dolor de espalda alguna vez en su vida, algo que puede influir enormemente sobre la vida sexual de una persona, ya que si uno siente dolor se termina alejando del sexo, y si este problema no se comunica a la pareja puede tener consecuencias graves para la relación, así que la comunicación es fundamental para buscar soluciones».

Para este especialista, «la gente con dolor crónico suele tener artrosis, hernias discales o degeneración del disco, también los hay que sufre toda la vida después de una operación de la columna pero el dolor crónico de la espalda no tiene que terminar con una vida sexual activa, aunque es una consecuencia mucho más común de lo que pensamos que provoca molestias durante el acto e incluso después».

Según Porimi, «aunque a mucha gente le da vergüenza hablar de este problema, la gran mayoría de mis pacientes al principio de sus tratamientos han tenido dificultades que se han resuelto con distintos cuidados».

Este es su decálogo de consejos y soluciones para cambiar la forma de afrontar este problema y que pueden devolver una vida sexual saludable y plena:

1. Tener mucho cuidado con tomar analgésicos antiinflamatorios para aliviar el dolor antes de hacer el amor, ya que si enmascaramos el dolor podemos perjudicar más a la espalda con posturas estresantes o al subir demasiado el ritmo de la actividad.

2. Una ducha muy caliente puede relajar los músculos y aliviar los síntomas temporalmente antes de hacer el amor.

3. Aplicar hielo en la zona dolorida después del acto puede bajar la inflamación. Es recomendable no hacerlo durante más de 10 minutos y utilizar un trapo para evitar quemaduras en la piel.

4. El sexo puede ser una actividad muy física, así pues estira los músculos de las piernas y espalda durante 10 minutos antes de empezar.

5. Hay que saber cuándo parar: si te duele es mejor dejarlo durante un rato.

6. Pero también es recomendable no «emocionarse» demasiado, porque el dolor puede venir después.

7. Modificar la postura. Por ejemplo, la gente con hernias discales suele tener más dolor cuando se agacha, por eso es mejor estar tumbado boca arriba, y si es necesario, poner una almohada pequeña debajo de las lumbares y de las rodillas para quitar la presión sobre la espalda.

8. Al contrario, la gente que padece artrosis o estenosis suele tener menos dolor cuando se agacha hacia delante.

9. Practicar pilates puede fortalecer los músculos de tu suelo pélvico y de tus lumbares.

10. La fisioterapia, la quiropráctica, el pilates.... pueden ayudar a miles de personas con dolores de espalda todos los días, por eso es muy recomendable buscar al mejor especialista para ayudarte a solucionar el problema.

Apúntate a la newsletter de Familia y recibe gratis cada semana en tu correo nuestras mejores noticias

O súmate a nuestro whatsapp, y recibe cada día en tu móvil lo más interesante de ABC Familia