Isabella Rossellini y su hija Elettra Rossellini Wiedemann - AFP

El desfile de «moda inclusiva» de Dolce & Gabbana en Milán

Un total de 150 «top models» de todas las edades, tallas y procedencias conquistaron la pasarela

Actualizado:

Monica Bellucci, Isabella Rossellini, Eva Herzigova, Helena Christensen, Carla Bruni o Karen Elson, pasearon sus majestuosos físicos en el desfile de Dolce & Gabbana de ayer en la Semana de la Moda de Milán, en lo que supuso toda una revolución en el mundo de la Alta Moda italiana.

En realidad no se presentaba una nueva colección en si, ya que se repitieron motivos clásicos de la casa italiana, como son los vestidos de lunares, los atuendos de flores y las prendas con volantes. Más bien, se trataba de toda una declaración de intenciones, porque Domenico Dolce y Stefano Gabbana escogieron a un estelar elenco de actrices y modelos de los años 90 para desfilar, pero las alternaron con jóvenes valores recién descubiertos y con famosas modelos de tallas grandes.

Una bellísima Monica Bellucci rivalizó con Carla Bruni o con una delgadísima Eva Herzigova. La actriz Isabella Rossellini desfiló con su hija, Elettra Wiedemann, quien a su vez llevaba en brazos a su propio bebé, Ronin. Nutricionista y defensora de la alimentación tradicional, Wiedemann dio el pecho a Ronin en el mismísimo backstage, haciendo virales las imágenes salidas desde su propia cuenta de Instagram. La hija de Isabella Rosellini, defensora de la lactancia materna, utilizó la ocasión para abogar por la libertad de alimentar a los bebés en espacios públicos, algo que hace años ya hizo Giselle Bundchen. El padre de Ronin, el actor Caleb Blane, participó en el desfile, completando un elenco en el que no faltó Roberto Rosellini, hermano de Elettra.

Monica Bellucci
Monica Bellucci - AFP

Pero lejos de quedarse en familias de siempre, madres y glorias de otras décadas, Domenico y Stefano también eligieron un brillante ramillete de modelos actuales que iban desde Emily Ratajkowski a Lady Kitty Spencer, sobrina de la princesa Diana y prima de los príncipes Guillermo y Harry. El mundo del futbol estaba representado por la novia de Neymar, la actriz Bruna Marquezine, y Michelle Salas, hija del cantante Luis Miguel, formó parte del desfile.

Emily Ratajkowski
Emily Ratajkowski

Ashley Graham y otras modelos curvies lucieron exuberantes conjuntos de Dolce & Gabbana, incluidos algunos vestidos sexys en animal print, algo insólito en la pasarela de Milán, siempre tan estricta con el peso de las modelos. Todo un avance, ya que se celebraba la belleza en todas sus formas, la feminidad y la maternidad, temas que merodean siempre por las colecciones de Stefano y Domenico.

Maye Musk, la modelo canadiense de los años 50, portada de «TIME» entre otras publicaciones ya entonces, desfiló a sus más de 70 años junto a la bella, voluminosa y jovencísima Tess McMillan, que a sus 18 años ha protagonizado portadas de «Vogue» y sigue la estela de Ashley Graham, abriendo el mercado de las modelos a un elenco de perfiles de gran diversidad. Habrá que ver si todo esto se queda en una mera declaración de intenciones.