Alpargatas de La Siesta, modelo Anémona coral
Alpargatas de La Siesta, modelo Anémona coral - ABC
CALZADO

Alpargatas de inspiración mediterránea, el «must» de este verano

La firma levantina La Siesta reinventa el concepto clásico de espardeñas con nuevos tejidos y técnicas como el patchwork

TABARCA (ALICANTE)Actualizado:

Unos veinte minutos en barco separan Santa Pola (Alicante) de la paradísiaca isla de Tabarca, la única habitada de la Comunidad Valenciana. Asfalto empedrado, casas bajas de blanco impoluto y vivos azules, olor a salitre, impresionantes calas y aguas cristalinas. En este ambiente encontró su inspiración Jorge Navarro, fundador y director creativo de La Siesta, un proyecto muy cuidado que nació hace dos años con el objetivo de reinventar un clásico estival como la alpargata. Eso sí, no han querido perder de vista la tradición ni el mundo rural en el que nació este tipo de calzado. La evolución de su alpargata se basa en hacerla más resistente, cómoda y sofisticada sin traicionar su esencia natural, «transmitiendo el contraste entre lo provinciano y lo cosmopolita», asegura Navarro, miembro de una familia que lleva más de 25 años al frente de marcas como Gioseppo.

Las espardeñas de La Siesta, fabricadas en Levante, rezuman aire mediterráneo en cada pisada. Basta con contemplar su paleta de colores, con un amplia gama de azules o verdes turquesas, incluso sus diseños, desde los flecos inspirados en los erizos de mar a estampados de medusas o rayas marineras. «Con La Siesta queríamos crear un mundo, un estilo de vida muy influenciado por el Mediterránero. De hecho los nombres de las alpargatas vienen muy conectadas al mundo marino; anémona, cala, posidonia. redes...». Respecto a los materiales, reinan la seda, el yute, la piel y el algodón.

Espadrille de La Siesta, modelo Erizo aguamarina
Espadrille de La Siesta, modelo Erizo aguamarina - ABC

Y llegados a este punto, más de uno se preguntará: ¿Y el nombre de La Siesta? Sí, a priori parece un concepto que encaja poco para una empresa, pero tiene una explicación. «Aunque reivindicamos el made in Levante, nosotros creamos para todo el mundo, buscamos un cliente global. Y fuera de nuestras fronteras se conocen un par de términos; sangría, fiesta y siesta. Es una manera de trabajar los tópicos y los típicos», bromea Navarro. Reconoce que en países como Australia han encontrado un gran nicho de mercado, sobre todo «porque no existen prejuicios» hacia este tipo de calzado.

Para la temporada de Primavera Verano 2018, la firma presenta una colección donde los estampados y el colorido son los protagonistas. Desde los bordados florales en diferentes colores con un llamativo contraste tonal a estampados que recuerdan a las selvas tropicales, pasando por lisos en loneta con toques de brillo y fantasía para la línea femenina. La originalidad y creatividad de esta colección reside en la técnica de patchwork de algunos de sus modelos que combinan diferentes tejidos y estampados en un mismo diseño.

Espadrille de La Siesta, modelo Albufereta verde
Espadrille de La Siesta, modelo Albufereta verde - ABC

Espadrille de La Siesta, para hombre, modelo San Pedro mostaza
Espadrille de La Siesta, para hombre, modelo San Pedro mostaza - ABC

Una colección sofisticada y sencilla, tanto como ella como para él. El calzado más chic y cómodo, con el sello Made in Spain. Hay decenas de modelos. ¿El precio? Desde 70 euros.