Archivo ABC

Víctor Gutiérrez, el primer waterpolista que sale del amario, se cae de los Juegos Olímpicos

El jugador de la selección sorprendía a todos con la noticia en la revista Shangay el pasado mes de mayo, con la esperanza de que su mensaje rompa un tabú dentro del deporte

MadridActualizado:

Víctor Gutiérrez finalmente no irá a los juegos olímpicos de Río. Hoy se han conocido la lista definitiva y el joven no está entre los convocados.

El pasado mes de mayo el waperpolista reconocía que era para él un sueño estar entre los elegidos del seleccionador en la entrevista más importante de su vida, cuando dio un golpe en la mesa confesando ante todos que «hablaba como deportista gay» en la revista Shangay declarando públicamente su homosexualidad. «Espero que mi salida del armario sirva para romper un tabú dentro del deporte», indicaba en aquel momento el boya de la selección nacional.

«Nunca me he sentado con el presidente de mi club, el entrenador y los compañeros para decírselo. Pero cuando estás en un equipo de élite, convives con muchas personas con las que estrechas lazos, y con ellos siempre he compartido mi vida. Pero sin ser nunca abanderado de nada», contaba sobre como había recibido la noticia de su sexualidad su entorno deportivo, quienes según dijo lo trataron con la mayor normalidad. «Llevaba pensando hacerlo bastante tiempo, pero no me veía con la madurez necesaria, ni deportiva ni personal. Ahora estoy viviendo de una manera tan positiva mi sexualidad que he sentido la responsabilidad de compartirlo con los demás», señaló el deportista.

Juegos del Orgullo

Tras la valiente decisión que tomó Gutiérrez meses atrás, muchas han sido las reacciones, unas más a favor que otras, aunque de lo que no cabe duda es que ha marcado el ritmo de un cambio en el deporte. Sin ir más lejos, el deportista ha sido este año el primer embajador de los Juegos del Orgullo en Madrid su octava edición.

Los Juegos del Orgullo, de hecho, crearon la figura de un embajador para reconocer anualmente la labor de personas o colectivos a favor de los derechos de lesbianas, gays, bisexuales, transexuales e intersexuales (LGBTI), según una nota de los organizadores. El waterpolista, que estaba concentrado en Barcelona cuando conoció el titulo de cara a los Juegos de Río 2016, agradeció el nombramiento: «Es un honor y un privilegio haber sido elegido embajador de los Juegos del Orgullo. Éstos suponen un empuje vital para la inclusión de todos en el deporte amateur y un primer paso fundamental para conseguir la total integración LGBTI en el deporte profesional», subrayó Gutiérrez, según el comunicado de los organizadores.

Cabe resaltar que cerca de novecientos deportistas de toda España y de otros países participan en los Juegos del Orgullo en distintos torneos: voleibol, voley playa, pádel, fútbol 7, baloncesto, natación, senderismo urbano y la carrera del orgullo. La organización dona una parte de los beneficios obtenidos a la ONG Proud Lebanon, que lucha contra la discriminación social por orientación sexual en Líbano, y rendirá homenaje a las víctimas de Orlando.