Shaila Dúrcal: «Quiero a mi marido como el primer día»
Shaila Dúrcal, feliz en su matrimonio. / Imagen: EP

Shaila Dúrcal: «Quiero a mi marido como el primer día»

EP | MADRID
Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Con motivo del solidario Teletón, Shaila Dúrcal ha decidido conceder una rueda de prensa para desmentir todos los rumores que estaban circulando en torno a su matrimonio con el mexicano Dorio Ferreira. Shaila asegura que está "más feliz que nunca" y que le quiere "como si fuera el primer día".

La hija de Rocío Dúrcal ha reiterado ante la prensa que los rumores de crisis con Dorio Ferreira son completamente falsos. Reconoce que los dos tienen muchas ganas de tener familia, pero que los compromisos laborales de ambos se lo están poniendo algo difícil. "Día a día estamos muy ilusionados por los proyectos que tenemos en común (...) pero ahora me estoy consolidando como artista en otros países".

La cantante también habló de cómo ha recibido su nominación a los Grammy y se mostró muy feliz por el hecho de estar dándose a conocer en otros países, aparte de México y España. Y asegura que ella nunca se ha sentido a la sombra de su madre. "Para mí no es sombra... Estoy orgullosa de ser quien soy y si estoy aquí es por ella".

Shaila, que apareció luciendo un precioso vestido azul del artesano mexicano Armando Mafud, contó que pasará la Navidad en México junto a la familia de Dorio, país que la artista siempre ha considerado su "segunda casa". "Este año me ha dejado el corazón lleno. Nunca te imaginas hasta qué punto puede llegar uno mismo y cómo ha gustado mi disco (...) El año que viene va a ser mejor, pero sobre todo pido salud".

Por otra parte, Junior, padre de la cantante, también habló a los medios de comunicación de la estupenda relación que mantienen Shaila y Dorio. Un día antes, Junior había hablado con ellos por teléfono y ambos "estaban muertos de risa". Éste aprovechó la ocasión para desmentir también que su hija reciba malos tratos por parte de su marido, rumor que desató un moratón que Shaila tenía en el brazo durante una gala. "Nada, nada, todo es mentira".