Retrato de la «Carmen» de Sara Baras
JOSÉ LUIS ÁLVAREZ Sara Baras, como «Carmen»

Retrato de la «Carmen» de Sara Baras

JULIO BRAVO | MADRID
Actualizado:

El personaje de Carmen ha sido una obsesión para Sara Baras desde que, siendo niña, viera la película de Antonio Gades y Carlos Saura. Hace un par de años la bailarina gaditana pudo por fin hacer realidad ese sueño al encarnar a la cigarrera en un espectáculo dirigido, coreografiado y protagonizado por ella misma -hasta el próximo 1 de noviembre se representa en el teatro Tívoli de Barcelona-. Testigo obstinado de este espectáculo ha sido el fotógrafo José Luis Álvarez, que ha dejado su testimonio en un libro que cuenta la obra a través de un centenar de fotografías.

La propia Sara Baras ha escrito los textos del libro y, cuenta Álvarez, «lo ha supervisado desde la A hasta la Z, además de seleccionar personalmente todas las fotografías que aparecen en el volumen», que de momento sólo se vende en los teatros donde se presenta la compañía de Sara Baras. «Existe el proyecto de distribuirlo para el público general, pero no hay nada concreto».

A lo largo de seis funciones y ensayos generales -en los que Álvarez colocó una escalera en el patio de butacas para poder fotografiar a los bailarines desde su misma altura-, el fotógrafo malagueño ha ido metiendo en su cámara todo el espectáculo. «Hice unas mil doscientas o mil trescientas fotografías -cuenta-. La danza es un motivo muy complicado y al tiempo muy gratificante de retratar. Lo más difícil es que la imagen explique el movimiento; no basta con que sea correcta, puede no ser la adecuada porque los movimientos coreográficos no estén bien atrapados».

La luz, sin refuerzos, ha sido otro reto. «Los espectáculos de danza flamenca suelen ser oscuros e intimistas».