Neymar
Neymar - Reuters

En su peor momento, Neymar busca casa en Barcelona

A las acusaciones de acoso por parte de la modelo de 26 años Najila Trindade, que lo culpa de haberla obligado a tener relaciones sexuales, se suman los inconvenientes en el terreno fiscal

BarcelonaActualizado:

La carrera del brasileño Neymar da Silva Santos Júnior parecía brillar hasta hace algunos meses. Casi dos años atrás, en agosto de 2017, el jugador arribaba como gran estrella a tierras parisinas para integrarse al Paris Saint Germain (PSG) con el fichaje más caro de toda la historia del fútbol –el pago que hizo el club francés al Barcelona FC superó los 220 millones de euros-. El contrato firmado vence en el año 2022, pero el escándalo sexual protagonizado por el deportista a comienzos de junio puso en jaque su continuación en el equipo galo.

Por este motivo, y ante la posibilidad de volver a tierras catalanas por una eventual convocatoria del club culé, Neymar se encuentra en busca de una casa en la Ciudad Condal. La idea del deportista de 27 años, según informa el canal deportivo Gol, sería volver a ocupar la vivienda que habitaba el brasileño cuando jugaba para el equipo catalán en la zona de Casteldefells, donde también residen sus excolegas azulgranas, el argentino Lionel Andrés Messi y el uruguayo Luis Suárez. La ubicación de este municipio es ideal para los miembros del Barça, ya que solo la separan de la capital catalana unos 25 kilómetros, y a la vez funciona como un «refugio» alejado de los flashes de las cámaras.

La vivienda había sido adquirida por el brasileño a comienzos del año 2016 por un valor de 5 millones de euros y se encuentra dentro de la urbanización Bellamar del barrio Las Heras de Castelldefels. La mansión, de más de 730 m2, tiene vistas al mar Mediterráneo y supo ser en el pasado la vivienda de su compatriota, el exjugador Ronaldinho.

La lujosa casa está equipada con tres dormitorios en suite, dos salas de estar, un área de ejercitación y gimnasia y un enorme jardín que supera los 1.000 metros, en el que se emplaza una gran piscina.

Más problemas para Neymar

Los problemas que aquejan al jugador no se acaban allí. A las acusaciones de acoso por parte de la modelo de 26 años Najila Trindade, que lo culpa de haberla obligado a tener relaciones sexuales en las instalaciones del lujoso hotel Sofitel París Arc Du Triomphe, y que lo llevaron a declarar en San Pablo días atrás, se suman los inconvenientes en el terreno fiscal.

Najila Trindade
Najila Trindade - Redes Sociales

El pasado lunes se dio a conocer que el deportista tiene un total de 36 propiedades bloqueadas por este motivo. Entre los inmuebles se encuentran dos mansiones del jugador de uso familiar, tres apartamentos en el municipio brasilero de Itapema y una veintena de empresas vinculadas a negocios del jugador junto a su padre Neymar Santos Sr. Según el diario local Folha de San Pablo, la deuda fiscal por unos 69 millones de reales (casi 16 millones de euros) estaría asociada a la transferencia de Neymar del Santos al Barcelona en el año 2013.

A este escenario se suma, además, que el jugador quedó fuera de la Copa América por una lesión que le impidió jugar en este torneo con la camiseta de su país natal. La foto del futbolista saliendo de los tribunales de la Comisaria Sexta de Defensa de la Mujer en San Pablo en muletas recorrió los medios del mundo entero.

Por otro lado, el calvario del jugador de fútbol también afecta a su imagen como marca a tal punto que, apenas surgida la denuncia de la joven que acusa al brasileño de violación, la firma Mastercard tomó la decisión de suspender una campaña en la que iba a utilizar la figura de Neymar hasta que se resuelva el caso que lo tiene sentado en el banquillo como acusado.

La causa

En tierras brasileras, Neymar figura a diario en la prensa por el juicio que lo tiene como protagonista. Esta semana, la modelo Najila Trindade Mendes de Souzadebía presentar en la Justicia un vídeo que probara sus acusaciones de violencia ejercida sobre ella por parte del jugador. Sin embargo, su abogado Cosme Araújo Santos afirmó este martes a los medios locales que la demandante no contaba con esa prueba, dado que había perdido el móvil en el que se encontraba tal grabación.

Una semana atrás le había tocado el turno al delantero, quien declaró en los tribunales de la ciudad de San Pablo –en un interrogatorio que se extendió durante unas largas cinco horas- que él no había cometido ningún tipo de abuso. «La verdad aparece tarde o temprano», expresaba con calma el brasileño. Por el momento, con un futuro algo incierto en el corto plazo el deportista pone su empeño en planear su regreso a la Ciudad Condal de la que, según dice ahora, jamás debió haberse ido.