Jorge Javier y Berítín Osborne durante una entrevista en «Mi Casa en la Tuya»
Jorge Javier y Berítín Osborne durante una entrevista en «Mi Casa en la Tuya» - ABC

La nueva vida de Jorge Javier después de sufrir un ictus

El presentador cambió el testamento antes de entrar en quirófano a favor de su ex novio

MadridActualizado:

Jorge Javier Vázquez se sentaba hace pocos meses junto a Bertín Osborne en «Mi Casa es La Tuya». Durante el programa, el presentador recalcaba que se encontraba en uno de los mejores momentos de su vida.

Este encuentro se dio antes de que Vázquez se llevará el mayor susto de su vida tras sufrir un ictus. Por ello, el conductor de «Supervivientes», una vez recuperado, volvió al mismo sofá para contar cómo está afrontando este golpe que le ha dado la vida.

El de Badalona explicaba que el dolor de cabeza fue lo que realmente le alarmó: «Tenía mucho miedo porque me acordaba del tumor de mi padre y de David Delfín, que murió de un tumor en la cabeza».

El presentador para conocer la causa de su malestar acudió al hospital. Fue en ese momento cuando le diagnosticaron un aneurisma que operaron de inmediato. «Nunca tuve la sensación de que había llegado mi momento. Fue todo un cúmulo de situaciones que podía haber sido terrible. Hice todo lo que está contraindicado después de un ictus», confesaba.

Durante su ingreso, Jorge Javier reconocía a Bertín que de las visitas que recibió la que menos esperaba era la de su ex novio, Paco. Aseguró que sintió mucha vergüenza, pues llevaban un año sin verse y prácticamente sin tener contacto. Sin embargo, el ser consciente de que en los momentos más duros de su vida él estaba allí le llevó a incluirle en el testamento, pues reconoce que entre ellos siempre les quedará una buena amistad.

Ahora en proceso de recuperación, el presentador pretende llevar una vida menos ajetreada. Su principal objetivo es cultivar más su vida personal y rebajar su ritmo de trabajo. «Lo que más me ha dolido es que la vida tomara la decisión por mí. Quedaba poco para terminar una temporada fantástica. Lo que más me ha jorobado es no poder terminar la función cuando yo quería», contaba Jorge Javier.