Norma Duval paraliza la Gran Vía

Norma Duval paraliza la Gran Vía

Personajes destacados de la política, la cultura, el cine, el teatro o la televisión cuentan su pequeña historia sobre la gran arteria madrileña

CARMEN ANIORTE | MADRID
Actualizado:

Que la Gran Vía madrileña está de cumpleaños lo sabe todo el mundo… y pobrecito del que no. Una de nuestras arterias se ha convertido en centenaria y tiene en cada uno de sus adoquines, paredes, edificios, cristaleras, aceras, bordillos, farolas, marquesinas, estatuas, bares, restaurantes, estaciones de metro, paradas de autobus, hamburgueserías, cines, administraciones de loteria,teatros, salas de fiesta, Centros comerciales, tiendas, Kioscos, puestos callejeros, vendedores de cupones y "manteros" una historia un instante y un momento para el recuerdo. Desde hace un par de semanas Telemadrid ofrece "Gran Vía 100".

Un espacio sencillo y dirigido con mano maestra por Alberto Maeso en el que personajes destacados de la política, la cultura, el cine, el teatro o la televisión cuentan su pequeña historia relacionada con esta calle tan castiza. Ayer, Norma Duval quiso aportar su granito de arena y recorrió con el equipo del programa esta calle tan relacionada a su vida profesional. Despertó tanta expectación entre los transeuntes que casi paralizó la agitada vida de esta calle tan bulliciosa.

Los que ya tiñen canas recuerdan el inmenso cartel de "la Duval" en la entrada a la discoteca Xenon donde Norma mostró sus armas de mujer antes de que los del Follies Berger se la llevaran. El Metro Callao, la zona de Gran Vía en la que se encuentran locales como Doña Manolita o la cafetería "Zahara". También divisa la Gran Vía desde la Azotea.