Carlos Lozano y Miriam Saavedra
Carlos Lozano y Miriam Saavedra - GTRES

«Sábado Deluxe»Miriam Saavedra responde con dos «cobras» a la petición de matrimonio de Carlos Lozano

El colaborador: «Me volví loco por ella en Perú, y desde el principio tuve ganas de formar una familia con ella»

MadridActualizado:

Hace un año, Carlos Lozano y Miriam Saavedra ponían punto final a su relación. Tras la ruptura, el colaborador calificaba a su exnovia como una «decepción», mientras que ella explicaba su versión en «Telecinco» confesando que su madre le recomendó «no seguir aguantando».

Sin embargo, cuando Miriam viajó a Honduras para sorprender a Carlos, que estaba concursando en «Supervivientes 2019», un beso inesperado y apasionado sacó a la luz la reconciliación de la pareja. El principio del reencuentro fue protagonizado por el rechazo, pero finalmente los dos acabaron besándose y dejando claro que retomaban su noviazgo, como ha confirmado Lozano en «Sábado Deluxe», quien además desvelaba su deseo de tener hijos con la modelo.

La reconciliación no solo ha sido inesperada, sino que además, las campanas de boda comenzaron a sonar en plató. «Me volví loco por ella en Perú, y desde el principio tuve ganas de formar una familia con ella», confesaba Carlos, quien en directo «hincaba rodilla» en mitad del programa y pedía matrimonio a Miriam: «Sabes que te amo mucho y lo haremos cuando los dos queramos. ¿Quieres?». Sin embargo, el romanticismo ha caído en picado cuando, con el anillo en mano, el colaborador no recibía respuesta a la petición. La peruana estaba pendiente de los monitores de plató para ver si estaba perfecta en el gran momento y se le ha olvidado responder a la a su chico, quien también se ha sentido avergonzado al recibir dos «cobras» por parte de su novia.

La tensión y el comportamiento de Saavedra al final ha acabado molestando al ex de Mónica Hoyos: «Cómo te estás mirando a la cámara ahora no te doy el beso». Los colaboradores se quedaban sorprendidos por la situación y criticaban la mala puesta en escena de la pareja: «¡Pero qué manera de estropear el momento!».

Tras la tensión y el «sí» de Miriam, Carlos Lozano dejaba claro que quiere estar con la peruana «por encima de todo», que «digan lo que le digan» va a seguir con ella, y que sus hijas tendrán que aceptar la relación porque a él le gustaría ir con su hija «a un cine o comer con Mónica tranquilamente, pero no lo he conseguido».