Marián Ávila, posando en el patio andaluz del edificio de Vocento
Marián Ávila, posando en el patio andaluz del edificio de Vocento - Guillermo Navarro

FacebookMarián Ávila: «Las barreras están para superarlas»

Será la primera modelo española con síndrome de Down que desfila en la Semana de la Moda de Nueva York

MadridActualizado:

Tan rutinario como entrar en su cuenta de Facebook y tan mágico como encontrar que, en la bandeja de mensajes, le aguardaba uno procedente la persona gracias a la cual va a cumplir su sueño. Así fue como Marián Ávila (21 años) conoció a Kenzie Dugmore (14) y se enteró de que el 8 de septiembre desfilará en el marco de la Semana de la Moda de Nueva York.

«Kenzie es una chica que leyó mi historia, habló con su madre y se puso en contacto con la diseñadora Talisha White», cuenta Ávila con una amplia sonrisa. Dugmore, la jovencísima hija de la coordinadora de modelos de la fashion week neoyorquina, ganó el año pasado el título de Miss Citrus State Jr. Este reconocimiento está ligado a dos causas solidarias en las que ella es muy activa: el síndrome de Down y el bullying. Cuando Kenzie se topó con el testimonio de Marián en las redes sociales, supo que había encontrado a la persona ideal para trabajar con Talisha White, diseñadora conocida por su faceta «inclusiva».

Estoy realmente emocionada y agradecida. Es un honor desfilar para ti @realtalishaw en NYFW. ✨✨✨ I’m beyond thankful and excited! It's an honor for me to walk the NYFW runway with you @realtalishaw #marianavilamodel #talishawhite #nyfw #love #excited #thankful #honored #model #fightforyourdreams #dontgiveup #dreams #dreamscometrue

Una publicación compartida de Marian Avila (@marianavilamodel) el

El de Marián es un relato trazado a base de una tremenda fuerza de voluntad. «Supe desde pequeña que quería ser modelo. Me gusta hacerme fotos y me veo muy guapa», cuenta la joven que, con este salto, no solo va a cumplir sus aspiraciones, sino que abrirá un camino al convertirse en la primera modelo española con síndrome de Down que desfila en la pasarela de la Gran Manzana. «Me considero un ejemplo. Todo el mundo puede cumplir su sueño si se lo propone. Las barreras están para superarlas», explica Ávila a ABC.

Nacida en Valencia y criada en Benidorm, lleva dos años residiendo en Madrid, donde ha estado formándose como maniquí en diferentes escuelas. «Además, voy a clases de voz y ya vocalizo mucho mejor», añade.

Primeros pasos

Ya tiene experiencia sobre la pasarela, pues desfiló por primera vez en 2016 en el Hotel Ritz de Madrid. Sin embargo, el recuerdo más bonito lo guarda de su paso por la Semana de la Moda de Sevilla. «Mostré trajes de flamenca y fue muy emocionante. Ahora, quiero aprender a bailar sevillanas para ir a la Feria», explica no sin cierto sonrojo. En la capital hispalense tuvo la oportunidad de conocer a la cantante María Parrado y a la modelo Patricia Conde. «Fue muy emocionante, me puse a llorar como una magdalena porque no me lo creía», recuerda.

Buenos dias¡ El Domingo disfruté mucho desfilando con un diseño de #PepeFernandez. Gracias a @luisaariassantiago y a toda la organización de #Afisa. 📸@estudi_la_font #marianavila #instahappy #pasarela #model #modelo #desfile #benefico #lovemywork #sindromededown #gitana #fashion #madeinspain

Una publicación compartida de Marian Avila (@marianavilamodel) el

Si por algo se caracteriza Ávila es por su fuerte personalidad: sabe bien lo que quiere y lo que no. «Cada vez me siento más segura y tranquila con lo que hago», apunta la joven modelo, quién también ha sido imagen de la última campaña de moda joven del Corte Inglés, «Soy yo».

Las ideas claras

Dice que tiene muy claro quién es y por eso ha creado un acróstico con su nombre para definirse a sí misma: «Marián, Amable, Responsable, Inteligente, Alegre y Novedosa, sobre todo novedosa -enfatiza Ávila-. Por mi naturalidad y frescura». Y con las ideas tan claras, desvela una de sus grandes pasiones. «La moda me encanta, pero también quiero escribir un libro». Sin embargo, no se imagina narrando su propia historia en cientos de páginas. A ella le gustaría ser una suerte de J. K. Rowling. «Me encantan los libros de Harry Potter y la fantasía, y sé que puedo contar algo parecido», afirma.

Puedo cambiar mis planes pero nunca mi meta !!! Disfruto el camino... 😀 I may change my plans but never my goal!! I enjoy the way... 📸 @cucartvictor 💋 @nataliaferragut #marianavilamodel #model #alegria #emocionada #extrachromosomeextracute #destino #disfrutando #motivacion #superacion

Una publicación compartida de Marian Avila (@marianavilamodel) el

Ahora esa fantasía la deja para las novelas, porque tiene un mensaje muy claro que trasmitir a los lectores: «Me gustaría que la sociedad nos reconociese a todos los que tenemos síndrome de Down. Somos personas con derechos, no somos invisibles. Podemos hacer cosas». Como bien dice, inspirándose en el tema «Quiero» de Malú, su cantante favorita, «yo puedo».