Lourdes Montes y Fran Rivera el día de su boda en Triana
Lourdes Montes y Fran Rivera el día de su boda en Triana - EFE

El fracaso de Lourdes Montes como diseñadora: ni rastro de Analilen cuatro años después de «ese» vestido

La boda de la sevillana con Fran Rivera fue el gran estreno de la firma. Sin embargo, las críticas a su vestido fueron lapidarias y la propia Lourdes reconoció tiempo después que el traje fue un error

MADRIDActualizado:

Casarse en Sevilla en verano es algo digno de los más valientes. Este 12 de julio se cumplen cuatro años de la boda de Francisco Riveray Lourdes Montesen la Capilla de Los Marineros de Sevilla, sede de la Hermandad de la Esperanza de Triana. La pareja había contraído matrimonio por lo civil 10 meses antes, pero tuvieron que esperar a que el torero consiguiera la nulidad matrimonial de su primera esposa, Eugenia Martínez de Irujo, para cumplir su sueño de darse el «sí, quiero» en Triana.

Para su primera boda, Lourdes Montes confió en la aguja experta de Pronovias para la confección de su traje de novia soñado. Y para el segundo enlace, la exabogada recurrió a una aguja un poco menos experta: la de Analilen, la firma creada por ella y su hermana, Sibi Montes. Y, visto el resultado, parece que era una aguja difícil de enhebrar.

Portada de la primera boda de Fran Rivera y Lourdes Montes
Portada de la primera boda de Fran Rivera y Lourdes Montes- HOLA

Montes ya había creado la expectación previa que requería su estreno como diseñadora nupcial. «Es otro tipo de boda. En la civil no pegaba una cola larguísima o un velo y ahora sí. El vestido no va a ser clásico. Yo creo que va a sorprender. Va a ser una mezcla de los ocho que había creado como primera muestra de Analilen», explicó a la revista «Hola». Y sorprender, sorprendió. Vaya que si sorprendió, sigue siendo uno de los vestidos de novia más criticados que se recuerdan.

La sevillana eligió un diseño en color rosa salmón de corte clásico, con unas lágrimas de cristal de gran tamaño y mangas de corte cuchara. Lourdes se defendió de las críticas como pudo, explicando a «Faro de Vigo» que «como la fecha de la boda fue tan apresurada, lo hice corriendo». Unas explicaciones,con el paso de las semanas, evolucionaron a «no creo que me critiquen porque no guste lo que hago, sino porque lo hago yo». Un año y medio después de su segundo gran día, Montes reconocía lo que todos sabían: que se había equivocado.

Segundo vestido de novia de Lourdes Montes
Segundo vestido de novia de Lourdes Montes - GTRES

«Lourdes es una chica estilosa, pero creo que su traje de novia no fue muy acertado», escribió una usuaria en el perfil de Instagram de la sevillana, concretamente en una imagen que recordaba su boda. Y, sorprendentemente, obtuvo respuesta. «Estamos de acuerdo. Yo ahora mismo tampoco me pondría algo así, pero en su momento me gustó. Gracias por dar tu opinión de una forma tan respetuosa», escribió la mujer de Fran Rivera.

Analilen, una caída silenciosa

La presentación de las hermanas Montes como diseñadoras fue desastrosa, sí, pero parece que el «que hablen mal de mí, pero que hablen» les funcionó a la perfección. Dos días después de la boda, la firma anunció en su página de Facebook que habían recibido hasta 16 encargos, tanto de vestidos de novia como para invitada, por los que cobraban unos 800 euros.

Más de la colección AJUAR de @analilennovias , maravillosas fotos de @couchephoto #analilennovias #novias

Una publicación compartida de lourdes montes (@lmontesoficial) el

En 2016, Lourdes y Sibi Montes vestían a su primera novia famosa. Marta Cadaval, hija de César Cadaval (Los Morancos), confió en las hermanas para su boda y lució un Analilen inspirado en el Pronovias de Montes, con un lazo de pedrería en al cintura. Con su elección, Cadaval se convirtió en la única cara conocida -además de Lourdes- en lucir una creación de la firma nupcial.

Sibi Montes, Marta Cadaval y Lourdes Montes de Analilen
Sibi Montes, Marta Cadaval y Lourdes Montes de Analilen - GTRES

De hecho, desde 2016 no hay colección nueva de Analilen. El atelier fue inaugurado en 2014, en 2015 abrieron una tienda en las Galerías Alfonso XII. En 2017, el abogado de Lourdes Montes explicaba a «La Otra Crónica» que habían cerrado la tienda antes de que el centro comercial fracasase por falta de clientela. En 2018, la web de Analilen está cerrada, al igual que su cuenta de Instagram.

Feliz con el éxito de AJUAR , gracias a nuestras novias y futuras novias por vuestra confianza !!!!! Sois nuestro motor #novias #analilennovias

Una publicación compartida de lourdes montes (@lmontesoficial) el

Lourdes Montes sigue intentándolo como diseñadora. A principios de 2017 presentaba Miabril, una marca de vestidos de flamenca con los que tampoco ha conseguido grandes críticas. Analilen parece ya un capítulo cerrado en la vida de las hermanas sevillanas. Y como muestra de su fracaso, un botón: ni la propia Sibi Montes confió en su firma para su boda.