Patricia Conde - Gtres

La eterna cruzada de Patricia Conde contra su exmarido

Cuatro años después de su divorcio, la presentadora y el empresario siguen en una lucha encarnizada con un lamentable cruce de denuncias recogidas en los medios

MadridActualizado:

Patricia Conde desfiló por la alfombra del Festival de Televisión de Vitoria con el regreso de «Wifikeaks» para el canal 0 de Movistar. Y, a pesar de ser un evento de trabajo, la presentadora no dudó en hablar de su vida personal y de los problemas con su ex pareja Carlos Seguí. Una lucha que parece no ver su fin.

« El padre de mi hijo disfruta de un régimen de visitas y pasa una pensión de alimentos a su hijo que no llega ni para pagar la quinta parte de sus gastos. No quise solicitar una cuantía mayor», fueron las polémicas declaraciones que realizó la televisiva hace unos meses durante una entrevista. Tras las cuales, el empresario aseguró que Patricia Conde le llegó a pedir hasta 5.000 euros al mes de manutención. Una afirmación que no sentó nada bien a la presentadora que aprovechó las cámaras para aclarar su situación: «Afortunadamente, soy económicamente independiente desde hace muchos años», dijo asegurando que no tenía problemas para mantener a su hijo en común, del que Conde tiene la custodia desde su divorcio en 2014.

Asimismo, la presentadora y actriz dejó claro que sus problemas con Hacienda ya están solucionados: «Este problema está solucionadísimo. Está todo recurrido, y llegará un momento en el que cuando lleguen las actas del Tribunal Superior de Justicia dirán lo que me tienen que devolver, como le pasó a Paz Padilla en su día». En este sentido, insistió en que no tiene ningún tipo de problema económico, y cargó contra aquellos que consideran de interés su vida privada. «Por lo visto, mis problemas son de interés general».

Breve historia de amor

La presentadora Patricia Conde se casó con el empresario Carlos Seguí en junio de 2012. La boda, a la que acudieron familiares y amigos, tuvo lugar en el complejo mallorquín La Granja de Esporles. Estaban a punto de cumplir su primer aniversario cuando dieron la bienvenida a su primer hijo, Lucas, en la primavera de 2013.

Ni un año más duró el amor del empresario mallorquín y la presentadora de televisión. En 2014 la pareja envió un comunicado en el que anunciaban una separación amistosa. Algo completamente alejado de la realidad pues, a partir de ese momento comenzó un doloroso proceso de divorcio que aún hoy, cuatro años después, sigue abierto por la lucha encarnizada de Lucas y un lamentable cruce de denuncias recogidas en los medios.