La actriz, en la presentación de la nueva campaña de «Nutella» - ABC

Elena Furiase: «A mi hijo le enseñaré a pedir más perdón»

La actriz, en la recta final de su embarazo, habla sobre los retos de ser madre en su carrera

MadridActualizado:

Los nervios revolotean en su interior sincronizados con las pataditas de su pequeño. Elena Furiase afronta la recta final de su embarazo -está de siete meses- con mucha incertidumbre. «No es miedo, lo que siento es inseguridad porque no sé cómo se pare, ni cómo se cría a un bebé, pero ya tengo muchas ganas de empezar esta aventura», confiesa a ABC la hija de Lolita, a punto de dar a luz a los 30 años a su primer hijo junto a Gonzalo Sierra.

La actriz -embajadora de Nutella para su nueva campaña en la que han diseñado más de un millón de tarros únicos- reconoce que, en esta etapa, los antojos han pasado a un segundo plano; sin embargo afirma que necesita una pequeña dosis de chocolate casi a diario, capricho que ha intentado controlar porque « el azúcar al niño le vuelve loco».

Ver esta publicación en Instagram

@nutella.es siempre ha estado llenando de alegría nuestras vidas...🌰 y ahora viene para hacernos sentir únicos con sus nuevos diseños de edición limitada; más de un millón de botes diferentes y numerados para que tu, que eres único, elijas el tuyo.👌🏾 #nutellaúnica #soisunicos 🌟

Una publicación compartida de Elena Furiase 🌹🌴 (@elenafuriase) el

Aunque los futuros padres ya tienen un nombre pensado para su retoño, la intérprete -que ha formado parte del elenco de «Centro Médico» junto su madre- ha preferido no desvelar ningún detalle más hasta que nazca el pequeño. «Eso sí, no va a ser ningún nombre familiar», señala.

Saga de artistas

El pequeño no se llamará ni Antonio, ni Guillermo, como ha apuntado su madre, y tampoco llevará el apellido Flores como seña, pero viniendo de una familia de artistas, es posible que el nuevo Sierra Furiase despunte en algún arte. Como si estuvieran tocados por una varita, el gen de la gran Lola Flores se deja ver en todos sus descendientes, que brillan tanto en la música como en la interpretación. «Yo, desde pequeña, ya sabía que quería ser actriz; cogía una crema, me la ponía y hacía como una publicidad», cuenta Elena.

Con un amplio bagaje en este mundo, pues antes de alcanzar la fama en «El internado» ya hacía teatro con Ainhoa Amestoy, Furiase está centrada en disfrutar cada proyecto. «Creo que señalarse metas en esta carrera puede resultar frustrante», afirma la actriz. A la espera del estreno de la nueva serie de Paco León, «Arde Madrid», y en mitad de rodaje de «Rosalinda», la última producción de Ramón Luque -a la que se incorporará en primavera-, la sobrina de Rosario Flores se mantiene en centrar su objetivo en el día a día. «A veces llegan trabajos que no te los esperas y que resultan ser la alegría de tu vida. Mi propósito es poder mantener mi vida y la de mi familia con proyectos bonitos que no se desvinculen de mi profesión», aclara.

Ver esta publicación en Instagram

Fin de jornada por hoy.. mañana más con las mejores compañeras @oliviabaglivi @rutsantamaria 🌱🌿🍂🍀🍃 #sorollastyle #shakespeare @rosalindapelicula

Una publicación compartida de Elena Furiase 🌹🌴 (@elenafuriase) el

Entiendo el papel tan relevante que juegan las redes sociales en el mundo de la interpretación -pues muchos proyectos salen en función de los seguidores-, Elena admite que está bastante pendiente de sus publicaciones. «Siempre manteniéndome en la verdad », aclara. Ligado a esta idea, la futura mamá rechaza «el “postureo” que hay en las redes y la falta de moralidad y humanidad de esta sociedad». Al fin de esta entrevista, un último mensaje que llevará como lema en la educación de su hijo: «Pedir más por favor, pedir más perdón y dar más las gracias».