Archivo

Charlie Sheen investigado por supuestas amenazas de muerte a su expareja

La gravedad de la situación es tan crítica que según recogen medios estadounidenses, existirían grabaciones donde se ve al actor pagarle una alta cantidad de dinero a un tercero para que mate a Scottine Ross

MadridActualizado:

El cuerpo de Policía de Los Ángeles (EE UU) confirmó que Charlie Sheen está envuelto en una investigación en la que supuestamente el actor estadounidense habría amenazado de muerte a una persona sin identificar.

Las autoridades locales no dieron más detalles sobre la víctima, pero, según informa New York Daily News, se trataría de Scottine Ross, expareja de Sheen, a la que el actor habría amenazado llegando incluso a hacer uso de la violencia. Ross presentó una demanda en diciembre pasado donde acusaba a Sheen de abusos físicos, agresiones y de haberle ocultado que era portador del virus del sida. El caso es de tal gravedad, que al parecer existe una grabación, según recoge The National Enquirer, donde Sheen amenaza con pagarle a alguien 20.000 dólares para que mate a Ross.

En el texto se especificaba, además, que en varias ocasiones Sheen encerró a Ross en el cuarto de baño, la empujó repetidamente, la arrastró por el suelo, la estranguló, le llegó a apuntar con un arma e incluso apretó el gatillo repetidamente. El actor es conocido por su vida desordenada y el abuso del alcohol y de las drogas Ross, una actriz porno conocida artísticamente como Brett Rossi, mantuvo una relación con Sheen desde noviembre de 2013 hasta octubre de 2014, según los documentos legales. El abogado de Sheen ha negado las acusaciones y sostiene que Ross trata de extorsionar al exprotagonista de la serie Two and Half Men (Dos hombres y medio).

Tras varios años de escándalos, Sheen, de 50 años, anunció públicamente en noviembre que era portador del virus del sida, una confesión que hizo en televisión y en horario de máxima audiencia con la que trataba de recuperar su paz personal y ayudar a rehacer su carrera profesional. Sheen, hijo del actor Martin Sheen, ha aparecido frecuentemente desde hace años en los medios de comunicación por su vida desordenada y el abuso del alcohol y de las drogas.