El matrimonio Douglas. - REUTERS

Catherine Zeta-Jones sufre un trastorno bipolar

La actriz permanece ingresada en un centro psiquiátrico tras un año de mucho estrés por el cáncer que padeció su marido, Michael Douglas

MADRID Actualizado:

La actriz y esposa de Michael Douglas ha sido internada en un centro psiquiátrico para tratar un trastorno de bipolaridad de clase dos, ha informado ayer su representante. Según esta fuente, Zeta-Jones, de 41 años, está sufriendo un periodo de mucho estrés tras un año difícil en el que a su esposo se le diagnosticó un cáncer de garganta del que se está recuperando. La bipolaridad que sufre la actriz se caracteriza por los cambios de humor, pasando bruscamente de la ira a la depresión.

El comunicado del representante de Catherine Zeta-Jones, informa que "Después de sufrir un gran estrés durante el año pasado, Catherine tomó la decisión de ingresar en un centro psiquiátrico para una breve estancia con la intención de tratar su desorden bipolar del tipo 2", según publica la edición digital de la revista People.

El trastorno bipolar del tipo 2 se traduce en unos niveles elevados de energía e impulsividad que se pueden alternar con episodios de depresión grave.

"Se encuentra muy bien y está deseando retomar el rodaje de sus dos próximas películas esta semana", añadió el representante de la actriz.

Zeta-Jones, ha estado unos cinco días ingresada en el centro, dijo un amigo de la actriz a la publicación."No hay duda de que ha sido un año muy estresante para ella", apuntó. "Catherine ha tenido que sobrellevar la enfermedad de Michael y ha sido duro. Acudió al centro porque va a empezar a trabajar y quería asegurarse de que se encontraba en plena forma, y lo está", añadió.

Algunas publicaciones digitales publicaron hoy que Zeta-Jones había ingresado en una institución mental de Connecticut, el hospital Silver Hill, el pasado día 6.

El protagonista de "Wall Street", de 66 años, anunció en enero que le había ganado la batalla al cáncer tras una lucha de seis meses, con sesiones de quimioterapia y radiación para un tumor en la garganta.

En agosto de 2010, a Douglas se le diagnosticó un tumor maligno que se encontraba en fase 4, aunque no había metástasis.