Keaton Jones
Keaton Jones - Facebook

Acusan a la madre de Keaton Jones de aprovecharse de la enfermedad de su hijo para conseguir dinero fácil

A esto se le suma que su padre está en la cárcel desde 2015 por conducta nazi y xenófoba

MadridActualizado:

Esta misma semana el pequeño Keaton Jones se hacía famoso después de que su madre publicase un vídeo en Facebook en el que el niño contaba entre llantos su terrible experiencia con el bullying sufrido en el colegio. El mensaje de Keaton se volvió viral con más de 20 millones de visitas. Pronto, las palabras del niño llegaron a otras redes sociales, y tuvieron respuesta de Hollywood. El primero en reaccionar fue el actor de «Capitán América» Chris Evans quien contactó con él a través de Twitter y le invitó al estreno de «Los vengadores: guerra infinita», en Los Ángeles. Tras él llegaron otros como Justin Bieber, Rihanna, Demi Lovato y Selena Gomez, entre muchos otros. Con la viralidad del vídeo surgieron las primeras informaciones sobre la familia del joven, así como algunas publicaciones que no dejaban en buen lugar a sus padres.

Shawn White, su progenitor, fue encarcelado en mayo de 2015 por una violación de la libertad condicional relacionada con una condena por asalto agravado en 2012. Pero antes de que lo enviaran a la cárcel compartió una serie de imágenes a través de su perfil de Facebook en las que muestra orgulloso unos tatuajes a través de los cuales presume de estética nazi y xenófoba.

En una de las imágenes más polémicas, su hijo ondeaba la bandera confederada junto a otros miembros de su familia durante el Día de la Independencia. Las fotos de White salieron a la luz tan solo un día después de que la madre de Keaton, cuyo sincero video sobre el bulliyng se volviera viral. Su madre explicó a través de una entrevista que las fotos eran «irónicas y graciosas».

A pesar del apoyo inicial por parte de estrellas de todo el mundo, sus padres fueron acusados de racismo por culpa de una imagen en la que Keaton y su familia sostienen una bandera confederada con el letrero: «Esta bandera me representa». En declaraciones al programa estadounidense «Good Morning America», Kimberly aseguró que la foto «estaba destinada a ser divertida, irónica y extrema», y añadió «Realmente lo siento mucho. Si pudiera cambiarlo lo haría».

A todo esto, se suma el hecho de que un hombre en Nueva Jersey abrió una cuenta para apoyar al pequeño con la que consiguió recaudar más de 58.000 dólares. Un nuevo golpe para la familia Jones, a la que acusan de aprovecharse de la enfermedad de su hijo para conseguir dinero fácil. «Ellos quieren odiarme, quiero decir, vale, me parece bien, pero hablad con vuestros hijos. Hacedlo porque esto es una epidemia», dijo Kimberly visiblemente furiosa ante estas acusaciones. «Me refiero, ya sabes, ayer, él era un héroe. Ayer, el mundo nos quería. Hoy, el mundo nos odia», reconoció a Access Hollywood. «Siento que nadie se quiere tomar su tiempo para preguntar quién soy e incluso "trolean" algunas fotos. Quiero decir que no siento que nosotros seamos racistas», y añadió «La gente que nos conoce, nos conoce».