gtres

El drama de Chabelita: Isabel Pantoja y su padre biológico en la cárcel

A la tonadillera tuvieron que tratarla cuando se enteró de la entrevista de la madre biológica en lecturas

Actualizado:

La familia de Isabel Pantoja parece no tener tregua desde que la «Mater» entró en prisión. Nadie les da un respiro o, como se dice popularmente, «les ha mirado un tuerto». Cuando Kiko y Chabelita se enfrentan, Pantoja ingresa en prisión. A Dulce no le queda otra que ejercer como madre de Chabelita y del pequeño Alberto Isla. Cuando el enfrentamiento de los hermanos a través de la prensa era palpable, de la noche a la mañana, Kiko y Chabelita se profesan un amor fraternal sin límites. Hasta tal punto los hermanos vuelven a quererse que (irónicamente) ahora trabajan juntos en una discoteca. Él, a los platos, ella sonriendo y luciendo las obras de arte de la clínica Bruselas.

Cuando todo parecía estabilizarse y a Pantoja le quedaban pocos días para salir de la cárcel y disfrutar de otro permiso penitenciario en Cantora, aparece la madre biológica de Chabelita, Roxana Luque, en la revista «Lecturas». Una cuestión lo suficientemente grave como para que la familia reaccione. Raquel Bollo confirmó ayer en «Sálvame» que la hija de la tonadillera piensa demandar a su madre biológica y a la revista por publicar la entrevista. El reportero del programa, Kike Calleja, se encontraba en la puerta de su domicilio haciendo guardia y comentó que Chabelita no había salido de ahí en todo el día. «Pide respeto para ella y su madre, Isabel Pantoja», contaba en directo al programa. Además, Calleja explicó que Chabelita había recibido una información de Perú -a través de Forky, un extrabajador de Pantoja-, donde le comunicaban a la joven que su padre biológico se encuentra en la cárcel. Por otro lado, varios familiares de su madre biológica, que viven en España, habrían intentado contactar con ella sin éxito.

Tal y como se informó en el programa de Jorge Javier, la joven ya sabía la existencia de esa entrevista. Al parecer, «Lecturas» le ofreció hacer unas declaraciones y Chabelita se negó. El que seguro que no lo sabía era Alejandro Albalá que se sorprendió mucho cuando vio a todos los periodistas en la puerta de su casa.

Al parecer, el todopoderoso y apagafuegos del clan, Agustín Pantoja, intentó paralizar la publicación de la entrevista y no lo consiguió. A Pantoja casi le da un «telele» y tuvo que ser tratada de urgencia en la cárcel, se desconoce si por perder los nervios, ansiedad o estrés. Lo bien cierto es que desde que viajó a Perú a por la niña siempre la ha protegido. Quizá, el conocimiento de los padres biológicos de quién era la madre adoptiva de su hija, era la razón de todo el proteccionismo de Pantoja.