La presentadora de televisión, Pilar Rubio, a su llegada a la Catedral de Sevilla para casarse con el futbolista del Real Madrid, Sergio Ramos, ayer - AFP | Vídeo: EP
Exclusiva ABC

La banda Europe y el DJ Gianlucha Vacchi, las sorpresas de la fiesta de Rubio y Ramos

Salpicón, rape, hamburguesas, spaguettis con el toque del laureado chef para cenar

MadridActualizado:

Al final no fue ACDC pero si hubo actuación internacional y entusiasmó a todos los invitados a la boda de Pilar Rubio y Sergio Ramos. Para la banda sueca de rock Europe era la grúa instalada en la finca del futbolista. Sirvió para sujetar un gran dragón rojo por el que descendieron al escenario al ritmo de «The final Countdown» y con la novia enfundada en un vestido rojo estilo catwoman.

En total interpretaron seis canciones de su repertorio más legendario. También hubo flamenco; Ketama, Pastori y se esperaba a El Cigala. El DJ de la noche tampoco tuvo desperdicio. El italiano Gianlucha Vacchi que pone sonido a las noches de Ibiza puso a bailar a toda la finca al ritmo de sus grandes éxitos como «Sigamos bailando» o «Trump- It». Y mientras la noria gigante de 40 metros no paró de girar y los autos de chocar.

Lágrimas de Ramos

Sobre las 23:30 horas los invitados pasaban a la cena tras haber disfrutado de un cóctel maravilloso. La entrada de los recién casados fue muy emotiva ya que Ramos no paró de llorar al escuchar la canción «I’ll Never Love Again», de la banda sonora de película «Star is a born», protagonizada por de Lady Gaga.

Salpicón , rape, hamburguesas, spaguettis con el toque del laureado chef, Dani García. Todo ello regado con los vinos de las bodegas Emilio Moro ( Malleolus o La Revelía).

El bodeguero vallisoletano estuvo en la celebración junto a Hierro y otros invitados. Los Beckham lo pasaron muy bien y abandonaron la finca pasadas las 4:30 de la madrugada. Muchos pasaron frío y otros lo han dado todo hasta las 10 horas de este domingo cuando terminaba oficialmente la celebración... O no quién sabe. Ya lo dijo Ramos que había estado en muchas bodas pero como esta ninguna.