De la Vega: «Tenemos cantera y banquillo»
De la Vega, hoy en la sesión de control al Gobierno - efe

De la Vega: «Tenemos cantera y banquillo»

La vicepresidenta primera presume del resultado de las primarias de Madrid en pleno debate sobre la sucesión de Zapatero

MARIANO CALLEJA
MADRID Actualizado:

La vicepresidenta De la Vega ha estado sembrada esta mañana en la sesión de control del Congreso. "Les veo nerviosillos", se ha atrevido a decir a los diputados del Grupo Popular, en pleno descalabro del PSOE y de Zapatero en todas las encuestas. Los populares, que ahora mismo ganarían las elecciones por mayoría absoluta sobrada, no lo han podido evitar y han soltado alguna risotada.

Pero la "inspiración" de la vicepresidenta primera del Gobierno no se ha quedado ahí. En medio del debate sobre la sucesión de Zapatero y la candidatura socialista para las elecciones generales de 2012, no se le ha ocurrido otra cosa que decir en el Pleno: "Tenemos cantera y banquillo". Una afirmación que, como es lógico, algunos diputados del PP apuntaron rápidamente. Lo cierto es que De la Vega se refería a los resultados de las elecciones primarias en Madrid, en las que resultó vencedor Tomás Gómez en contra de la candidata preferida por Zapatero, De la Vega, Blanco y Rubalcaba, entre otros: Trinidad Jiménez.

Qué cantera tiene para sustituir a Zapatero

Así no fue raro que algunos se entretuvieran después en los pasillos dándole vueltas a qué "cantera" y qué "banquillo" tiene el PSOE para sustituir a Zapatero.

De la Vega redondeó su respuesta a la portavoz del Grupo Popular, Soraya Sáenz de Santamaría, con una especie de jeroglífico, que logró dejar estupefactos a algunos de los que escuchaban a la vicepresidenta. Santamaría le preguntó si el Gobierno tenía un Plan B anticrisis, y De la Vega criticó su falta de ideas. "Tenemos un plan para la crisis. Su plan (el del PP) tiene solo una idea, con cinco palabras: ALMCS". Ante el asombro de todos, desveló su significado: "A La Moncloa Como Sea". Su cara reveló que estaba visiblemente satisfecha por la ocurrencia.