tensión en el sáhara

Marruecos expulsa de El Aaiún a la enviada especial de El Mundo

Las autoridades consideran que la estancia de Ana Romero en el territorio "representa una amenaza grave para el orden público" por lo que saldrá del país para "salvaguardar" su seguridad

MADRID Actualizado:

Ana Romero, la enviada especial del diario El Mundo ha sido expulsada de Marruecos y las autoridades consideran que su estancia "representa una amenaza grave para el orden público" por lo que saldrá del país para "salvaguardar" su seguridad. Según ha informado la edición digital del diario, Romero previsiblemente volará desde El Aaiún a Casablanca.

Romero viajó a El Aaiún junto al enviado de El País Tomás Bárbulo, el pasado día 20, después de que el Gobierno marroquí permitiera entrar sólo a ambos medios de comunicación españoles para informar sobre la crisis del Sáhara. El permiso de entrada y la autorización para llevar a cabo la labor informativa no tenía en principio restricciones, según indicó el diario en su edición digital, que recuerda que cuatro días después de su llegada se les comunicó a los periodistas que su tiempo de trabajo en la capital saharaui había terminado.

Desde entonces, la enviada especial de El Mundo ha sido instada continuamente a abandonar el territorio y desde anoche permanece en la residencia del depositario de los Bienes Culturales de España, Ángel Collado, el único representante del Gobierno español en el Sáhara, recuerda elmundo.es.

El periodista de El País que fue autorizado a viajar a El Aaiún abandonó la localidad hace días después de que el Ejecutivo marroquí le invitara a abandonar el Sáhara.

Rabat arremete de nuevo contra los diarios españoles

El Gobierno de Marruecos ha criticado de nuevo con dureza la labor informativa de los medios de comunicación españoles y en especial la cobertura de los enviados especiales a El Aaiún de los diarios españoles El País y El Mundo.

Según un comunicado leído por el ministro marroquí de Comunicación, Jalid Naciri, el Ministerio de Asuntos Exteriores y Cooperación "ha decidido llevar ante la justicia española" las supuestas "calumnias" recogidas por El País en una reciente entrevista con el titular de este ministerio, Taib Fasi Fihri. Para Rabat, "la toma de partido y las derivas deontológicas" de la prensa española han sido "confirmadas" por el comportamiento "deshonesto" de los dos periódicos.

Para Naciri, "la buena fe marroquí ha sido, de nuevo, traicionada", ya que, según él, los enviados de los diarios españoles "no han dejado de publicar un torrente de falsedades sobre los incidentes de El Aaiún y rechazan deliberadamente reconocer sus errores". Según el Gobierno marroquí, el periodista de El País, Tomás Bárbulo, puso en boca de Fasi Fihri "declaraciones que nunca había realizado" y publicó "de manera insidiosa" que el ministro habría "reconocido implícitamente los hechos", motivos por los que anuncia una acción judicial contra ese rotativo.