EFE

Vicente Atxa afirma que rechazar la innovación en la formación es «retrasar el reloj de la historia»

El rector de la Universidad Mondragón dice que las empresas necesitan «talento adecuado» para ser competitivas

BilbaoActualizado:

El rector de la Universidad de Mondragón, Vicente Atxa, advirtió este lunes en el ‘Fórum Europa. Tribuna Euskadi’ de la necesidad de que las empresas dispongan del «talento adecuado» para ser competitivas en un mercado cada vez más internacionalizado y afirmó que despreciar la innovación en la formación de los futuros trabajadores «es querer retrasar el retrasar el reloj de la historia».

Atxa fue el protagonista del acto celebrado por Nueva Economía Fórum en Bilbao, donde hizo hincapié en que el futuro del tejido industrial está ligado a que la juventud y los profesionales posean las capacidades necesarias para puestos de trabajo «cada vez más especializados y de mayor complejidad». Por ello, avisó de que no se puede «pretender abordar la formación de los jóvenes como en el pasado», pues el resto de países no dejarán de innovar en la formación superior y universitaria.

«Para responder al nuevo escenario demográfico y laboral será necesaria una recualificación en las competencias y capacidades de los profesionales», insistió el rector de la Universidad Mondragón, que puntualizó que la sociedad vasca no puede «permitirse el lujo» de que personas en edad activa «se queden rezagadas» por no tener los conocimientos necesarios.

Por ello, Atxa se mostró favorable a desarrollar programas de formación continua que «aseguren y mejoren la empleabilidad de las personas». Se trata, añadió, de una cuestión «vital», dado que «las empresas más avanzadas van a quedarse en los países más competitivos». «Y esto se medirá cada vez más en función del talento y menos en función del coste de mano de obra», subrayó.

En esta línea, Vicente Atxa manifestó en el ‘Fórum Europa. Tribuna Euskadi’ que para incrementar la competitividad del tejido industrial del país será esencial «complementar el talento local con el del exterior».

El rector de la Universidad Mondragón se mostró favorable a «inventar fórmulas de colaboración público-privada» que pongan de relieve las «bondades» del sistema universitario y laboral del territorio. En este punto, hizo mención, entre otros proyectos, al Bizkaia Talent, una red destinada a promover la investigación y el conocimiento en la provincia vizcaína.

Un planteamiento que lleva a una nueva reflexión, puntualizó Atxa, que abordó la necesidad de que los profesionales «devuelvan los frutos» a la sociedad para incrementar el «valor social» de las empresas en el plano de la investigación. «No tengo duda de que un país avanzado debe apostar por la investigación básica», destacó el rector, que recordó que «gran parte de los avances de la humanidad» proceden de ella.

«Las empresas dependen de su competitividad en un mercado cada vez más internacionalizado. Para ayudarlas, debemos aumentar y maximizar el impacto de las competencias en investigación e innovación en nuestro tejido empresarial», dijo en nombre de la Universidad, desde donde pretende impulsar un «modelo de colaboración público-privada entre la universidad y la empresa».

A su juicio, se conoce lo que es necesario para abordar «todos estos desafíos», pero no «cómo» conseguirlo. «Es la gran duda», lamentó Atxa, que en cualquier caso alegó que sí se tiene claro que se debe «mejorar el aprendizaje de los jóvenes» y favorecer una «formación continua». «Hay que apostar por la generación de conocimiento para que el país sea competitivo», afirmó.