La oposición dará luz verde al análisis de los comedores escolares vascos

La Autoridad Vasca de la Competencia sancionó a ocho compañías por fijar los precios entre 2003 y 2015

BilbaoActualizado:

EH Bildu, Elkarrekin Podemos y PP darán luz verde a un duro análisis sobre la gestión de los comedores escolares, que se situaron en el centro de la polémica después de que la Autoridad Vasca de la Competencia (AVC) sancionara a ocho compañía por concertar precios. Los grupos de la oposición consideran acreditadas las irregularidades, aunque convienen en que no existe «connivencia» con el Gobierno vasco.

Serán precisamente PNV y PSE, los grupos que sustentan al Ejecutivo, los únicos grupos que no apoyarán el informe en la comisión parlamentaria que lidera Larraitz Ugarte, de EH Bildu. Esta última, que fue además la persona que elaboró el documento, considera probada la concertación de precios entre las empresas adjudicatarias de los comedores sociales. Irregularidades que provocaron un sobrecoste de 70 millones de euros.

La comisión se creó en febrero de 2018, a raíz de la sanción de 18 millones de euros que la AVC impuso a ocho compañías por fijar los precios entre 2003 y 2015. Una multa que posteriormente el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco (TSJPV) rebajó un 60%, aunque entendió que existió un pacto entre las empresas y consideró que este hecho fue posible debido a la falta de «reacción, indagación, consulta o prevención» por parte del Gobierno vasco.

Los populares presentaron junto a PNV y PSE una enmienda a la totalidad al informe provisional de Ugarte, de la cual finalmente se retiraron debido a que «se eludía cualquier responsabilidad política del Gobierno vasco en un asunto con grave daño económico para las arcas públicas y muchas familias vascas».

Malestar en el Gobierno

La decisión de los populares generó un indisimulado malestar en el seno de PNV y PSE, que acusaron al PP de actuar con «cinismo» por situarse del lado de Bildu en el País Vasco mientras critica los acercamientos de los socialistas y los soberanistas en Navarra. El parlamentario José Antonio Pastor, del PSE, denunció que la comisión se ha convertido en «una especie de teatrillo para vender un guión escrito de antemano».

La respuesta fue de Borja Sémper (PP), que advirtió de que las fuerzas del Gobierno intentan crear una cortina de humo para tapar su gestión «nefasta y vergonzosa» en los comedores.