Hospital de Santiago, en Vitoria
Hospital de Santiago, en Vitoria - Wikimedia

Muere la anciana que sufrió un violento robo a manos de dos jóvenes en Vitoria

La Policía mantiene abierta la investigación para dar con los agresores, al parecer dos varones de origen extranjero

BilbaoActualizado:

La mujer de 75 años víctima de un violento robo en un portal de Vitoria ha muerto finalmente este martes tras permanecer varias jornadas ingresada en el hospital de Santiago. La Policía vasca mantiene abierta la investigación para dar con los agresores, al parecer dos varones jóvenes de origen extranjero.

Los hechos tuvieron lugar la tarde del domingo, en torno a las cuatro y media, en un bloque de viviendas ubicado en el barrio de Aranbizkarra. Según confirmó el Departamento vasco de Seguridad, dos individuos que supuestamente habían estado siguiendo a la víctima entraron con ella al portal y se metieron juntos en el ascensor.

Una vez allí, los agresores comenzaron a golpearla con el fin de arrebatarle sus pertenencias. Nada hizo sospechar a la anciana de las malas intenciones de los jóvenes, dado que se trata de un bloque de viviendas en el que muchas personas viven de alquiler y es habitual cruzarse con gente desconocida.

La mujer, de 75 años, fue hallada poco después por sus vecinos, que dieron la alarma a los servicios sanitarios. Estos trasladaron a la víctima hasta el hospital de Santiago de la capital alavesa, donde finalmente ha fallecido este martes.

Algunos vecinos del inmueble relataron a El Correo que la mujer, todavía aturdida por los golpes y con el rostro ensangrentado, comenzó a pedir auxilio a gritos. La encontraron en las escaleras del quinto piso con la nariz destrozada y otras contusiones en el rostro. En ese momento les explicó que había sufrido un atraco a manos de unos jóvenes «de origen magrebí». La víctima vivía en el primero desde hacía poco tiempo, y según las primeras informaciones no tiene marido, hijos ni familia conocida.

Fuentes policiales apuntaron hacia la posibilidad de que la mujer sufriera un ictus una vez trasladada al hospital de Santiago, donde antes de sufrir las complicaciones había vuelto a relatar lo sucedido.

Investigación abierta

A la espera de que Salud ofrezca novedades en torno al estado de salud de la anciana, la Policía autonómica mantiene abierta la investigación para intentar arrestar a los presuntos culpables, que abandonaron el lugar a pie. Los investigadores buscaron por el edificio huellas u otras pistas biológicas que pudieran facilitar su identificación. También peinaron la zona y consultaron a los vecinos sobre si habían visto a los implicados.