ABC

Denuncian ante el Defensor del Pueblo vasco la «grave situación» de limpieza en las comisarías de Guipúzcoa

El sindicato Si.P.E asevera que la basura «ya no entra en los contenedores»

BilbaoActualizado:

Los ertzainas siguen padeciendo los estragos de la huelga convocada por las trabajadoras de limpieza de comisarías, sedes judiciales y centros de menores de Guipúzcoa. Una situación que, según ha podido saber ABC, ha denunciado ante el Defensor del Pueblo Vasco (Ararteko) el sindicato Si.P.E, que insiste en que «no hay un control de que se estén cumpliendo los servicios mínimos» en los centros».

En su denuncia, el secretario de organización de la central, Juan Carlos Saenz, recuerda que se van a cumplir ocho meses del inicio de la huelga de trabajadoras de la limpieza, la cual ha desembocado en «situaciones de insalubridad para los ertzainas». Algo de lo que dejó constancia en un escrito remitido en octubre al Departamento de Seguridad, en el sindicalista hacía mención al «hedor» que impera en algunos centros, así como a la aglutinación de la basura, que «ya no entra en los contenedores».

ABC
ABC

Saenz cita algunos ejemplos de la situación crítica en la que se encuentran algunas comisarías de Guipúzcoa. Entre ellas, la de Hernani, donde se llegaron a encontrar pulgas, mientras que los agentes se veían obligados a acudir a aseos de establecimientos del exterior ante la imposibilidad de utilizar los de su comisaría. Por otro lado, el pasado octubre se denunció el avistamiento de una rata en las dependencias de Durango. Debido a la insalubridad, un funcionario se tuvo que pedir la baja laboral por un cuadro de reagudización asmática.

«La situación se está volviendo insostenible, ya que los servicios no se pueden utilizar, porque el hedor que desprende produce vómitos a los ertzainas que prestan sus servicios en las citadas unidades —alegó Sáenz en un escrito remitido en enero al presidente del Comité de Seguridad y Salud Laboral—. La zona de vestuarios donde se deben cambiar los ertzainas está en una situación tan deplorable que se empiezan a realizar planteamientos de ir y venir cambiados desde el domicilio».

ABC
ABC

Como solución, la Inspección de Trabajo ordenó un servicio de limpieza extraordinario en las comisarías de Oyarzun, Irún, Hernani, Vergara, Eibar y Tolosa, aunque según denuncia Si.P.E «no se retiraron todos los residuos». Por otro lado, la central de la Ertzaintza asevera que los servicios mínimos o bien no se cumplen o son «insuficientes».

Algo que ha puesto en conocimiento del Arateko, al que solicita que medie «en la resolución de esta grave situación» que «pone en riesgo la salud de los funcionarios de la Ertzaintza en los centros de trabajo de Guipúzcoa».