Miles de aficionados esperaban al club rojillo en el Palacio de Navarra
Miles de aficionados esperaban al club rojillo en el Palacio de Navarra - Pablo Ojer
Ascenso de Osasuna

Miles de pamploneses se lanzan a la calle para celebrar el regreso de Osasuna a Primera División

El equipo navarro comenzará el año de su centenario en la máxima categoría del fútbol español

PamplonaActualizado:

Se dice que, si un equipo que desciende a Segunda División no logra ascender el primer año, después lo tiene mucho más complicado pasar de categoría. Sin embargo, Osasuna logró ayer subir a Primera División después de pasar dos años por el túnel de la categoría inferior.

Por eso, esta tarde miles de pamploneses se han lanzado a la calle para acompañar a los jugadores rojillos en la celebración del ascenso después de una temporada en la que, tras las polémicas con los presidentes y entrenadores anteriores, el equipo por fin ha conseguido conectar con la afición.

Además, y para darle mayor relevancia al logro navarro, Osasuna comenzará en la máxima categoría del fútbol español el año en que conmemorará el centenario de su fundación, allá por el año 1920.

Centenario del club

Ya lo ha dicho el presidente del club, Luis Sabalza, al recordar a “todos los durante todo un siglo han luchado y han trabajado para tener el gran equipo que ahora tenemos”, el regalo por el centenario se ha hecho realidad con el ascenso del equipo a la Primera división. Ahora sólo resta mantener la categoría porque la fecha del cumpleaños es el 24 de octubre, es decir, en el inicio de la siguiente temporada. Pero el primer paso para hacer el sueño realidad ya se ha dado. Y Osasuna se enfrentará el próximo año a los equipos más importantes del fútbol mundial.

La victoria del Granada por 0-1 en Albacete este lunes da a Osasuna margen suficiente para estar ya clasificado matemáticamente para jugar el próximo año en la máxima categoría del fútbol español. Y, como no podía ser de otra manera, la afición, siempre próxima y cercana al club, sabe reconocer el mérito y miles de personas se han echado esta tade a la calle para festejar el logro. Lo han hecho en el Palacio de Navarra, sede del Gobierno Foral, para desplazarse en loor de multitudes al Ayuntamiento de Pamplona. Poco que envidiar ha tenido la Plaza Consistorial a la imagen que tendrá el próximo 6 de julio durante el Chupinazo de los Sanfermines. Y para redondear una jornada perfecta, los jugadores rojillos han acudido a la Capilla de San Fermín para ofrecer al Santo el ascenso de categoría.