La última víctima de la bestia

Perfil

C. H.
MADRID Actualizado:

Ivana Sanz Faniego

Mujer asesinada en Brunete

Sergio sabía que Ivana tenía novio nuevo, por eso le llenó el depósito del coche con sal. Ella tenía miedo y no se atrevía a denunciarle, y eso que no se achantaba por casi nada. «Tengo mal carácter. El otro día me dijeron que tengo veneno en la sangre. Gasto bromas de putadas, pero también sé comportarme», escribió la mujer en su página de Facebook.

Tenía dos hijas de una relación anterior. Conoció a Sergio en un centro psiquiátrico. Él había sido condenado por malos tratos a su ex mujer, quebrantar la orden de alejamiento e, incluso, por lesiones y amenazas, pues atropelló a su ex suegro. Luego conoció a Ivana y, tras romper, la mató. Seis hombres y tres mujeres tendrán que decidir si fue homicidio o asesinato.