Los hermanos secuestrados y salvados del pozo, estables en el hospital
Pozo de Algete en el que fueron encontrados los dos niños - EFE
RAPTO EN TORRELAGUNA

Los hermanos secuestrados y salvados del pozo, estables en el hospital

Han pasado bien su primera noche en libertad y ya toleran la alimentación oral

C. H.
MADRID Actualizado:

Florin y Andrea, los hermanos rumanos de 10 y 8 años hallados ayer en un pozo de Algete, han pasado bien la noche en el Hospital de La Paz, donde se recuperan de las heridas leves que sufrieron durante los casi dos días que estuvieron allí metidos. Los críos se encuentran «conscientes, orientados y hemodinámicamente estables», informa Ep. Además, han iniciado la alimentación oral «con buena tolerancia».

La niña tiene una herida en el cuero cabelludo, por un desgarro, a la que le han dado puntos de sutura. También otra pequeña lesión en el dedo gordo del pie izquierdo, del que fue intervenida quiruúrgicamente ayer por la tarde. El pequeño está mejor, con un golpe en el mentón, que también ha precisado puntos.

Mientras, la Guardia Civil continúa con la investigación. Aún no ha tomado testimonio a los menores, pues los agentes están esperando a que se recuperen, descansen y tranquilicen del todo. Ahora, lo interesante es indagar en quién los raptó y los trasladó 30 kilómetros, la distancia entre Torrelaguna, el pueblo de los críos, y el descampado de Algete, junto a la urbanización Valderrey, donde estaba oculto el pozo en cuestión. El padre de los pequeños llegó ayer desde Alemania, donde reside, tras conocer la noticia.