Momento en el que los ocupantes del vehículo arrojan la carga de un extintor contra el coche patrulla, antes de la detención

Varios delincuentes rocían extintores contra un coche patrulla en una peligrosa persecución

La Policía Nacional detuvo al conductor del vehículo de alta gama, robado previamente. Hubo otras dos actuaciones policiales para detener a aluniceros

MADRIDActualizado:

La Policía Nacional detuvo el viernes de madrugada a un varón en el distrito de Carabanchel cuando conducía un vehículo de alta gama. En la operación, los agentes persiguieron a dos vehículos cuyos ocupantes habían sustraído previamente dos extintores de una gasolinera. Mientras circulaban a gran velocidad rociaron con los extintores a los coches policiales, creando una nube de polvo para dificultar su seguimiento y poniendo en riesgo a los demás conductores que circulaban por la vía, como se puede ver en las imágenes cedidas por el Servicio de Medios Aéreos de la Policía Nacional, que apoyó la persecución. Los ocupantes del turismo se atrevieron incluso a lanzar uno de los extintores que impactó contra el coche policial, aunque no resultó herido ningún agente.

En el momento que se dieron cuenta de que había varios coches patrulla que los seguían, los ocupantes de uno de los vehículos se bajaron del turismo y huyeron a pie. Los policías lograron alcanzar a uno de ellos, que fue detenido como presunto responsable de un delito de atentado contra la autoridad, resistencia y desobedencia, robo de vehículos, daños y tenencia ilícita de armas. Los investigadores cotejaron sus datos y comprobaron que se le buscaba por un delito de robo con fuerza en un juzgado de Getafe.

Esa misma noche, en el distrito de Hortaleza otro vehículo, también de alta gama, embistió a un radiopatrulla mientras se daba a la fuga tras haber soprendido a los ocupantes intentando asaltar un establecimiento. Uno de ellos abandonó el turismo a la carrera pero fue alcanzado y detenido. Los agentes tratan de determinar su posible participación en otros robos con fuerza.

En otra actuación, que en este caso tuvo lugar el pasado lunes, la Policía Nacional detuvo a dos varones tras una persecución a bordo de un vehículo de características similares a los anteriores por la M-40 en dirección sur. La persecución se inició a pie después de que el coche colisionase contra una mediana y terminó con la detención de dos de los tres ocupantes del vehículo. Los agentes observaron un vehículo de alta gama con tres ocupantes que circulaba a elevada velocidad por la avenida de Andalucía. Cuando detectaron la presencia policial aceleraron la marcha saltándse semáforos en rojo y realizando giros prohibidos. Todo ello con las luces del turismo apagadas para evitar ser detectados y alcanzados.

Finalmente, el turismo colisionó contra la mediana de la M-40 y los tres ocupantes emprendieron la huida a pie, siendo alcanzados dos de ellos instantes después por la policía. Los agentes comprobaron que el coche había sido sustraído, por lo que les detuvieron como presuntos autores de un delito de robo y otro de atentado contra la autoridad.

Todas las investigaciones continúan abiertas a la espera de identificar y detener al resto de ocupantes de los vehículos.