Las grúas colocan las gradas y la cubierta acristalada donde se situará la pista de calentamiento del nuevo Vallehermoso
Las grúas colocan las gradas y la cubierta acristalada donde se situará la pista de calentamiento del nuevo Vallehermoso - MAYA BALANYÀ
La «joya» del atletismo madrileño

Vallehermoso ultima su cubierta para reabrir el estadio en mayo tras 11 años

El complejo tendrá una pista de 400 metros de cuerda y 8 calles, y otra zona de calentamiento techada sobre las gradas. Acogerá a 10.000 personas

MadridActualizado:

Tras once años en silencio, el distrito de Chamberí volverá a vibrar con el atletismo del mayor nivel. Sobre el «cráter» de 12 metros de profundidad que quedó al descubierto como una herida abierta durante más de una década tras la demolición del estadio de Vallehermoso, se erige ahora un moderno complejo con un graderío con capacidad para albergar 10.000 almas. Bajo la batuta del arquitecto Alfonso Cano, del estudio Cano Lasso, los operarios ultiman ya la cubierta que engalanará la mitad del perímetro del estadio. «Todo marcha a buen ritmo con el objetivo de que el próximo 17 de mayo se pueda entregar», explica a ABC sobre el terreno el director general de Deportes del Ayuntamiento de Madrid, Javier Odriozola, quien debutó, precisamente, en esta pista representando al Ramiro de Maeztu en enero de 1967 en la prueba de los 1.000 metros lisos.

Cuando los operarios comenzaron el vaciado del complejo en 2008, Madrid aún competía para acoger los Juegos Olímpicos y, por entonces, muchas empresas aún se mostraban interesadas en la construcción del nuevo estadio. Pero el fracaso de la candidatura madrileña y la crisis arramblaron con todo. El concurso quedó desierto y ya era demasiado tarde.

La cúpula por dentro, que será acristalada en su parte inferior
La cúpula por dentro, que será acristalada en su parte inferior - MAYA BALANYA

El gobierno de Manuela Carmena retomó el proyecto que el exalcalde Alberto Ruiz-Gallardón había encargado en 2007, pero más simplificado. Una parte del terreno se cedió en 2014 para hacer un centro deportivo municipal. El proyecto pasó de costar 100 millones y tener dos torres de 14 metros y grandes aparcamientos a un presupuesto de 15,5 millones. «Aprovechamos el agujero que dejaron para hacer el parking para situar las gradas hundidas en el terreno, así visualmente molesta menos a los vecinos y evita el viento en contra que tenía el antiguo estadio», indica Odriozola.

Carmena: «Estoy muy contenta de devolver a Madrid su gran estadio de atletismo al aire libre. Logramos así cerrar esta herida urbana que durante 12 años ha sufrido el barrio de Chamberí»

Pero los fantasmas del pasado resurgieron cuando se licitó el contrato de obras, ya que no se adjudicó hasta la sexta oferta. Eso obligó a que los trabajos comenzaran con seis meses de retraso: iban a empezar en octubre de 2017 y lo hicieron en marzo del año pasado. Al iniciarlas, se toparon con otros obstáculos que les forzaron a demorar otros dos meses más los plazos por un problema en el subsuelo. «Pese a realizar un estudio geotécnico previo, no se detectaron unos escombros antiguos hasta que intervenimos en el terreno. Para evitar futuros daños, hubo que consolidar toda la zona», relata Odriozola.

MAYA BALANYA
MAYA BALANYA

Pese a todas las dificultades, por fortuna, su inauguración ya es cuestión de días. «Estoy muy contenta de devolver a Madrid su gran estadio de atletismo al aire libre. Logramos así cerrar esta herida urbana que durante 12 años ha sufrido el barrio de Chamberí para crear de nuevo un espacio para el deporte en todas sus categorías, desde las grandes competiciones de élite a las propuestas de actividades para los más pequeños», expresa en declaraciones a ABC la alcaldesa y delegada de Cultura y Deportes, Manuela Carmena.

Pértiga en invierno

Mientras se remata la estructura de la zona de prensa, Alfonso Cano, apasionado pertiguista, revisa en la caseta de obra el futuro logo del estadio, que resaltará uno de los aspectos más singulares del edificio: una recta cubierta de calentamiento de 75x12 metros situada sobre la grada. «Como no se podía poner la pista tras las gradas, como suele ser habitual, Cano hizo de la necesidad virtud e ideó una solución que también permite entrenar la pértiga en invierno porque tiene la altura suficiente. Él también ha dejado su huella como aficionado a este deporte», cuenta el director general, que pretende ser de los primeros en estrenar las pistas vestido de corto.

En concreto, la parte baja de la cubierta estará acristalada para que los atletas puedan seguir la competición mientras calientan. Toda la infraestructura estará pavimentada con material sintético certificado con la máxima homologación de la Asociación Internacional de Federaciones de Atletismo (IAAF). También habrá una «calle 10», de césped artificial, exterior al anillo, para los rodadores de fondo. Además, tendrá pasillos dobles para el concurso de saltos y círculos de lanzamiento sobre un campo interior de césped natural.

Odriozola: «Aprovechamos el agujero para instalar las gradas hundidas en el terreno»

De la misma forma que se despidió el viejo estadio de Vallehermoso, del que ya solo queda su arco de entrada como recuerdo nostálgico, se inaugurará el nuevo complejo: con la celebración del Meeting Internacional Villa de Madrid el próximo 6 de julio. Antes, en junio, para comenzar a probar la pista, el moderno Vallehermoso quiere acoger el campeonato de España de atletismo por clubes.

Como la gestión del recinto será municipal, el Ayuntamiento ya está tramitando el contrato de un cuerpo de técnicos deportivos municipales que orienten todas las actividades, que estará abierta a los vecinos del barrio y todas categorías: desde la élite hasta benjamines. Y los fines de semana estará a disposición de la Federación para realizar competiciones. Vallehermoso renace con la aspiración de volver a ser la «Meca» del atletismo madrileño.