Quitanieves con GPS

Actualizado:

POR MIGUEL OLIVER

MADRID. El Ejecutivo autonómico controlará vía satélite el estado de las carreteras regionales del Norte y Noreste de la región durante este invierno, mediante la instalación de tecnología GPS en las quitanieves que circulan por estas dos zonas. El objetivo no es otro que incrementar los niveles de seguridad laboral de los trabajadores del Plan de Inclemencias Invernales 2009-2010, que presentaron ayer los consejeros de Transporte e Infraestructuras (José Ignacio Echeverría) y de Interior (Francisco Granados).

El Plan focaliza los riesgos que puedan originar para la población madrileña las grandes nevadas y las temperaturas extremadamente bajas.

La Comunidad cuenta este año con un 20% más de recursos humanos y materiales para la conservación de sus carreteras durante esta nueva temporada de frío y nieve. El Gobierno regional ha instalado tres estaciones meteorológicas en el Puerto de la Cruz Verde, Becerril de la Sierra y Tres Cantos, que ayudarán a tener una predicción más detallada de las condiciones del tiempo, lo que permitirá mejorar la eficiencia en el uso de los recursos a utilizar.

Para esta campaña, la Comunidad dispone de 44 vehículos, provistos de cuña y esparcidor de sal. Entre estas máquinas destacan las quitanieves dinámicas que pueden trabajar en condiciones extremas, porque para despejar las vías no se limitan a apartarla, sino que la impulsan mediante una turbina a 50 metros de distancia de la carretera.

Las quitanieves que circulan por la sierra madrileña han sido dotadas todas ellas de GPS para aumentar la seguridad laboral de los trabajadores que participan en esta campaña, ya que esta tecnología permite controlar en todo momento la posición del vehículo, los kilómetros que ha recorrido y la cantidad de sal que ha esparcido cada día. Toda esta información es gestionada a tiempo real desde un centro de control establecido en la Dirección General de Carreteras.

Sal almacenada en 4 naves

La Comunidad dispone de 3.000 toneladas de sal almacenadas en cuatro naves y 27 almacenes para evitar que la presencia de nieve o hielo en las carreteras pueda dificultar la circulación. Además 125 personas velarán este año por la conservación de nuestras carreteras, es decir, 25 personas más que en la campaña anterior.

El dispositivo de vialidad invernal supone una inversión cercana a los 3,5 millones de euros y para incrementar su eficacia los técnicos de la Consejería de Transportes colaboran estrechamente con la Guardia Civil, el 112 y el Servicio de Urgencias Médicas de Madrid Summa-112.

La región cuenta con puertos como los de la Cruz Verde, Cotos, La Morcuera o Navacerrada. En total, la malla de carreteras autonómicas incluye 135 kilómetros de carreteras con cota de nieve de 1.200 metros de altura y 235 kilómetros de cota de 1.000 metros. Un teléfono (91 580 29 92) informará sobre el estado de las carreteras.