El PP ganó en 159 de los 179 municipios de la región, frente a los 20 del PSOE

CARLOS HIDALGOMADRID. Si existe una lectura sobre lo contradictorio entre lo ocurrido a nivel nacional y al de la Comunidad de Madrid puede resumirse en esta frase: los socialistas no han conseguido

CARLOS HIDALGO. MADRID.
Actualizado: Guardar
Enviar noticia por correo electrónico

Si existe una lectura sobre lo contradictorio entre lo ocurrido a nivel nacional y al de la Comunidad de Madrid puede resumirse en esta frase: los socialistas no han conseguido ilusionar al electorado. Es más, han perdido apoyos con respecto a los conseguidos en los anteriores comicios legislativos, en marzo de 2004.

Tan sólo hay que echar un vistazo al mapa de colores políticos resultante tras el 9-M. Un total de 159 de los 179 municipios se han teñido de «azul PP», mientras que el «rojo PSOE» aparece sólo en el resto, 20. IU no ha ganado ni uno solo, ni tan siquiera donde gobierna localmente: San Fernando de Henares y Rivas Vaciamadrid, sus dos bastiones madrileños.

Pero, pese a lo diáfano del mapa resultante, caben muchos otros análisis de fondo. Por ejemplo, las 127 mayorías absolutas del PP -incluida la del Ayuntamiento de la capital-, frente a las tres de los socialistas: Navarredonda y San Mamés, Robregordo y la consabida Parla, de la que es alcalde el también secretario general del PSM, Tomás Gómez.

Este dirigente, que tomó las riendas del partido el pasado verano, parece que no ha sabido transmitir el buen cartel del que goza en Parla al resto de la región, en éstas que han sido las primeras elecciones celebradas desde que dirige el PSM. Es más, la sangría de votos ha sido tan grande (de 1.544.676 votos a 1.377.996), que ha habido 27 municipios en estas últimas elecciones que se los ha arrebatado el PP. Entre ellos, algunos tan importantes como Alcalá de Henares y Torrejón de Ardoz, en el Corredor del Henares; Alcorcón, Móstoles y Aranjuez, en el sur metropolitano, y San Sebastián de los Reyes, en el norte. Curioso también es, además, el caso de Collado Villalba, que, como Alcorcón y Aranjuez, cuenta con alcalde socialista y ha votado mayoritariamente a los populares.

El resto de los municipios arrebatados por el PP al PSOE son Cadalso de los Vidrios, Camarma de Esteruelas, Cenicientos, Cercedilla, Ciempozuelos, Fuentidueña de Tajo, Horcajuelo, Humanes, Meco, Mejorada del Campo, Miraflores de la Sierra, Montejo, Morata de Tajuña, Pozuelo, Rascafría, Redueña, San Martín de la Vega, Titulcia, Torres de la Alameda y Velilla de San Antonio.

Donde sí han ganado los socialistas ha sido en Garganta de los Montes, Robregordo -ambas votaron al PP en 2004-, Berzosa del Lozoya, Corpa, Coslada, Fuenlabrada, Getafe, Leganés, Navarredonda y San Mamés, Orusco de Tajuña, Parla, Patones, Pinto, Puebla de la Sierra, Rivas Vaciamadrid, San Fernando de Henares, Talamanca de Jarama, Torremocha de Jarama, Valdaracete y Villarejo de Salvanés.

De este modo, el mapa de colores políticos resultantes expone la clara mayoría, amplísima, del voto popular por toda la región, a excepción del sur metropolitano, algunos extremos del sureste y municipios de la Sierra Norte.

Donde se han cumplido los pronósticos ha sido en la zona noroeste, feudo popular, con localidades como Pozuelo de Alarcón, Las Rozas de Madrid, Majadahonda, Torrelodones y Boadilla del Monte. Y lo que es más importante, la capital.

En esas localidades del noroeste de la Comunidad de Madrid es donde se ha hecho valer el partido de Rosa Díez, Unión, Progreso y Democracia (UPyD), donde se ha situado como tercera fuerza más votada. Lo mismo ha ocurrido en Alcobendas.

El descalabro de Izquierda Unida no ha pasado de largo por la Comunidad de Madrid. En San Fernando de Henares y en Rivas Vaciamadrid han sido tercera fuerza política, pese a que gobiernan en ambos municipios. La coalición de izquierdas, por lo tanto, tiene aquí serios motivos para su preocupación.

El fenómeno UPyD ha conseguido votos en 175 de los 179 municipios de la región. Aparte de en la capital (con 72.542 votos), a Rosa Díez la han votado en ciudades como Alcalá de Henares (3.867), Móstoles (3.495), Alcorcón (3.465), Getafe (3.350) y Leganés (3.292), por mencionar sólo donde más apoyos ha recabado.

Análisis detallado

Después de este primer análisis general, se puede detallar lo ocurrido en algunos municipios que, por diversas circunstancias, se han visto envueltos en la reciente actualidad política. Uno de ellos es Leganés (censo electoral de 137.122 votantes), donde los flecos del caso «Severo Ochoa» parece que no han afectado al voto. Si bien allí ha vuelto a ganar de calle el PSOE, el PP, lejos de caer en picado, ha subido casi un 6% en apoyo popular.

Por otra parte, uno de los municipios donde se ha inaugurado por parte de la Comunidad uno de los ocho nuevos hospitales es Valdemoro (37.971 votantes). Allí, el PP ha obtenido 5.500 votos más (el más votado), con lo que ha incrementado sus apoyos en un 5,5%.

En Móstoles (151.113 votantes), la segunda ciudad de la región en población, la victoria del PP (donde gobierna) ha sido bastante ajustada, por apenas poco más de 600 votos, aunque ha subido 7.000 y el PSOE ha perdido unos 9.000, que se han repartido IU y UPyD.

Por otra parte, conviene que recordar que, en el llamado «cinturón rojo», el PSOE ha perdido unos 50.000 votos, más de la cuarta parte de los casi 185.000 que han retrocedido con respecto a 2004. Por ello, ya cunde cierta preocupación en el entorno socialista sobre su pérdida de influencia en este filón de votos para su formación, donde ya estuvieron a las puertas de quedarse sin Leganés en las últimas elecciones municipales.

Hay que recordar que la flamante alcaldesa, Guadalupe Bragado (PP), fue desalojada de su cargo, 23 días después de hacerse con él, por una moción de censura PSOE-IU.

En la capital, el PSOE ha caído 3,5 puntos, con 92.000 votos menos, y el PP se ha hecho con unos 25.000 más, hasta sumar más de 917.000 (50,6%).