Las «pilares» no lograron superar a los «mohamed» y no entran en el Guinness

No pudo ser. De nuevo las «pilares» de Madrid intentaron concentrarse en número suficiente como para entrar en el Libro Guinness de los records, pero no lo consiguieron.La historia comenzó varios años

ABC. MADRID.
Actualizado:

No pudo ser. De nuevo las «pilares» de Madrid intentaron concentrarse en número suficiente como para entrar en el Libro Guinness de los records, pero no lo consiguieron.

La historia comenzó varios años atrás, cuando las organizadoras del evento, Eva Robles y Raquel Gómez, decidieron reunir en la capital al mayor número posible de mujeres y hombres que se llamaran Pilar -si, hombres también hay, como quedó demostrado en ediciones anteriores-.

Con ello, pretendían entrar en el Libro Guinness de los Récords. Pero había un requisito que cumplir: el grupo debía superar en número a quienes ostentan hasta la fecha ese honor: los habitantes de Dubai que se llaman Mohamed, y que congregaron el año pasado a 1.096 titulares de este nombre.

El lugar de la capital elegido para esta concentración de «pilares» no podía ser otro que el Barrio del Pilar. Allí, en el centro comercial La Vaguada, volvió a repetirse la convocatoria. Y de nuevo, el número de reunidas fue suficiente como para revalidar el título español -383 pilis inscritas- pero no lo bastante grande como para arrebatarle el título a los Mohameds de los Emiratos Árabes.

De ahí que la concentración finalizara con un sabor «agridulce». No obstante, las organizadoras no se dan por vencidas, y están dispuestas a repetir el intento: «Merece la pena; nos hemos divertido mucho».

La concentración comenzó a realizarse varios años atrás, coincidiendo con la festividad del Pilar. Luego se decidió hacerlo el siguiente fin de semana, para evitar que el «puente» dejara fuera de la competición a muchas «pilares».

La prueba de que se divierten tanto quienes lo organizan como quienes participan está en las palabras de algunas de las personas que ayer se congregaron en el barrio del Pilar.

La veterana y la más joven

Así lo reconocía María del Pilar de Diego Ríos que, con sus 102 años de edad, acudió en silla de ruedas a la cita, acompañada de su hija, que también se llama Pilar, y de su yerno. Esta veterana quiere repetir el año próximo, a ver si entonces consiguen hacerse con el título, informa Efe.

La más pequeña de las participantes en el evento fue María del Pilar González Castro, que con sólo seis meses de edad y gracias a la intervención de sus padres, no se perdió el acontecimiento.

No todas las «pilares» eran de Madrid capital: también vinieron de otros puntos de la región. Así, Guadalix de la Sierra envió una delegación compuesta por una veintena de «pilis» dispuestas a divertirse y a aportar, de paso, su grano de arena al éxito de la convocatoria.

Durante la jornada, que se prolongó desde las 9.00 hasta las 14.00 horas, las participantes se divirtieron con una clase de salsa, baile de jotas, sorteo de regalos y un cocido. Y para que todo transcurriera con el rigor preciso en una organización como el Guinness, ésta envió a una supervisora, la londinense Sophie Whiting.