La incertidumbre y el optimismo marcan Estampa
Estampa permanecerá abierta hasta el domingo en el pabellón 10 de Ifema | DE SAN BERNARDO

La incertidumbre y el optimismo marcan Estampa

CELIA FRAILE | MADRID
Actualizado:

La Feria Internacional de Arte Múltiple Contemporáneo, Estampa, comienza hoy su decimoséptima edición. En estos tiempos, marcados por la incertidumbre económica, la feria ha decidido mantenerse fiel a su esencia, tal y como explica la directora, Isabel Elorrieta: «Se encuentran piezas originales a precios asequibles. Ése es el gran atractivo de Estampa». El abanico de importes oscilan entre los 300 y los 30.000 euros, con excepciones como puede ser el caso de obras de Chillida o Picasso, que pueden superar los 100.000.

La heterogeneidad de precios se aplica también a las técnicas, conceptos o soportes de las más de 3.000 piezas (realizadas por alrededor de medio millar de artistas nacionales y extranjeros) que albergará la feria hasta el 1 de noviembre. En cuanto a las innovaciones, en este 2009 se dedica un mayor espacio a «Tentaciones», un espacio dedicado a exponer la obra de artistas emergentes. La fotografía y el vídeo adquieren una mayor importancia con el Premio Estampa de fotografía. Y se abre por primera vez «book-IN», en el que los proyectos más originales del sector editorial verán la luz.

Las novedades han llegado hasta la cúpula de Estampa, que también inaugura nuevo presidente. Juan Rodríguez mantiene la línea de trabajo anterior, aunque introduciendo algunos cambios. Esas modificaciones van dirigidas, fundamentalmente, a expandir la feria más allá de sus días de duración e incluso más allá de nuestras fronteras. Y aquí juegan un papel fundamental «las alianzas internacionales que se mantengan en el tiempo, como la que hemos realizado este año con el Yamaguchi Center for Arts and Media de Japón», señala Rodríguez.

La organización de Estampa ve su celebración como un termómetro para tomar la temperatura actual al mercado del arte («en la anterior la crisis nos pilló todavía de refilón», puntualiza Elorrieta). Es cierto que existe un menor número de expositores que en años anteriores y que el espacio de la feria ha reducido sus dimensiones. Pero también hay que valorar el esfuerzo de las galerías por estar presentes en la Feria Estampa.

La facturación de la pasada edición se encuentra en 6 millones de euros (este número se realiza en función de estimaciones de las operaciones realizadas durante y después de la Feria). En principio, un listón para Estampa 2009. La cifra de negocio final será la que tenga la última palabra.