La guerra de los sexos, en su batalla final

¿Qué pasaría si los hombres tuvieran la menstruación? ¿Cómo sería el mundo si los papeles se intercambiaran? Estos son algunos de los temas de reflexión de «Hombres, mujeres y punto»

TEXTO: AIDA FERNÁNDEZ FOTO: EFE/
Actualizado:

MADRID. Primero fueron los hombres -en «5Hombres.com»- los encargados de dar su peculiar punto de vista sobre las relaciones de pareja. A continuación vinieron las mujeres -«5Mujeres.com»- a contarnos cómo estaban las cosas en la guerra de los dos sexos. Y como remate, el ansiado estreno de la batalla final que viven las parejas en su día a día cotidiano.

«Hombre, mujeres y punto», que estará a partir de hoy en el Teatro Alcázar de Madrid, es el broche que cierra la trilogía con la que Globomedia ha querido reflexionar sobre el eterno conflicto entre hombres y mujeres.

En esta ocasión, Agustín Jiménez, Bermúdez, Chiqui Fernández, Eva Hache, Fernando Albizu, Goizalde Núñez, Goyo Jiménez, Juanjo Cucalón y Nuria González son los protagonistas de unos monólogos -conectados entre sí- en los que se analiza qué sucedería si los hombres y las mujeres se intercambiaran, por un instante, los papeles o cómo sería el mundo si los hombres tuvieran la menstruación.

Además, esta obra viene cargada de novedades, ya que cuenta con la colaboración de habituales del Club de la Comedia, como Florentino Fernández, Llum Barrera, Santi Millán o Emilio Aragón, que han querido participar mediante unos vídeos que se intercalarán a lo largo del espectáculo.

«Peor solo que mal acompañado» es el «leitmotiv» que se podría sacar tras una trilogía que lleva más de cinco años intentando reconciliar dos mundos tan diferentes, y que en está última parte ha querido unir a hombres y mujeres sobre el mismo escenario. «La conclusión que hemos sacado es que Marisol no llevaba razón; la vida no es una tómbola sino una feria, en la que las parejas son como los coches de choque. Lo sorprendente es que sigamos pagando fichas para subir en los autos y chocarnos», resume irónicamente Miguel Contreras, director de la obra junto con Ana Rivas.

«Puedes conseguir que tu chico baje la tapa del váter, pero igual, si no lo consigues, tampoco es tan importante. Las cosas están como están, y después de tantos años conviviendo no merece la pena enfadarse», concluye Eva Hache, cuyo personaje, «una tía que disfruta mucho de la vida», cree en la posible reconciliación de los dos sexos.