Educación deja aprobados 500 millones de euros para concertar 10.500 aulas privadas

M. ASENJO
Actualizado:

MADRID. La Consejería de Educación invertirá el próximo curso (2003-2004) 513.138.315 euros en concertar 10.551 aulas de centros privados. El incremento de este presupuesto permitirá que durante el próximo periodo académico, la Comunidad de Madrid cuente con 793 aulas subvencionadas más. Los tramos educativos con un mayor número de conciertos de estas características serán Primaria (4.461 aulas), ESO (3.008) y segundo ciclo de Infantil (1.976). En el caso de Infantil, se ha completado al cien por cien la concertación en este nivel.

La financiación comprometida por el Gobierno regional saliente garantizará impartir los correspondientes niveles educativos de manera gratuita en la totalidad de las aulas beneficiadas. El importe aprobado por el Gobierno autonómico en uno de sus últimos consejos supone un incremento de 44 millones de euros respecto al vigente curso escolar.

La Consejería de Educación distribuirá la totalidad de la concertación de estas aulas de centros privados de la siguiente manera: 4.461 de Primaria, 3.008 de ESO, 1.976 del segundo ciclo de Infantil (entre 3 y 6 años), 524 de Formación Profesional (FP), 328 de Educación Especial y 254 de Bachillerato. Estas cifras suponen un incremento de 469 en el segundo ciclo de Infantil (3 a 6 años), 176 en Primaria, 109 en la ESO, 26 en FP y 13 en Educación Especial. El mayor aumento (469) de este tipo de conciertos en Educación Infantil supone que la Administración educativa autonómica incremente en 17 millones de euros los recursos para subvencionar la Educación Infantil, lo que supone el crecimiento más alto.

Salarios a los docentes

Esta totalidad de aulas concertadas podrá superar, incluso, «los límites establecidos en un determinado nivel educativo siempre que exista una disminución en el número de unidades concertadas en otro u otros niveles y siempre que esto no suponga el incremento del presupuesto previsto para la financiación de la totalidad de las unidades autorizadas», según un informe elaborado y difundido por la propia Consejería de Educación.

La gratuidad facilitada con la financiación mediante fondos públicos de las aulas de los centros privados garantiza «el pago de los salarios del personal docente por parte de la Administración, el ingreso por ésta de las cotizaciones de la Seguridad Social y el abono de las cantidades asignadas para los gastos ordinarios de mantenimiento». Los centros privados que obtengan este tipo de financiación pública estarán obligados a impartir de manera gratuita las enseñanzas correspondientes y «a regirse por la normativa que apruebe la Administración educativa», según el organismo educativo regional.