Calle en la que el progenitor mantenía maniatado a su hijo
Calle en la que el progenitor mantenía maniatado a su hijo - Google Maps

Detenido por maniatar y golpear a su hijo de 10 años en una tienda de Ciudad Lineal

El progenitor, de origen chino, está acusado de un delito de violencia en el ámbito familiar

MADRIDActualizado:

La Policía Municipal ha detenido este martes a un varón de origen chino por tener maniatado a su hijo y golpear con un palo en la tienda de alimentación que regentaba en el distrito de Ciudad Lineal. El hombre, de 48 años, está acusado de un delito de violencia en el ámbito familiar.

Según han informado a Europa Press fuentes del Cuerpo, agentes de la Unidad Integral del Distrito de Ciudad Lineal acudieron a la tienda a las 21.30 horas tras el aviso de un vecino, que dio la voz de alarma sobre que el pequeño de 10 años se encontraba atado en el establecimiento situado en la calle de la Virgen de Nuria.

A la llegada del patrulla, los policías comprobaron que la información era verídica al observar al pequeño maniatado por las muñecas con las manos a la espalda.

El encargado de la tienda, padre de este niño y de otra niña de la que se desconoce la edad, al ser preguntado por la situación del niño manifestó que no hablaba español y se negó a pronunciar más palabras.

Cuando se procedió a liberar las muñecas del niño, este dijo que su padre le había castigado y que le había golpeado con un palo en la pierna derecha, por lo que fue asistido por un equipo de Samur. Asimismo, el pequeño manifestó que vivían en el sótano de la tienda, donde los agente encontraron tres camastros y una pequeña cocina «con falta de higiene».

Varios vecinos se acercaron al punto para informar a los agentes de la situación que viven los niños en la tienda. Aseguraron que los pequeños se encontraban solos en varias ocasiones y que varias veces les habían dado de comer, como dijo el dueño de un bar cercano.

El hombre fue detenido y conducido a dependencias policiales, mientras que los niños fueron custodiados hasta la llegada de un hermano mayor, con domicilio en Guadalajara, que se hizo cargo de ellos.